Compartir
Publicidad

Compuso "She" de Notting Hill y fue el mejor crooner del siglo XX: Charles Aznavour nos ha dejado

Compuso "She" de Notting Hill y fue el mejor crooner del siglo XX: Charles Aznavour nos ha dejado
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Más de 1.200 canciones, 300 discos y casi ocho décadas de música nos ha regalado el cantante francés Charles Aznavour, que nos ha dejado a los 94 años. Considerado el mayor embajador de la música francesa, sus canciones son una oda al amor, a la vida, a las alegrías y a las penas, y le han mantenido en lo más alto de la música hasta el final de su vida (hace apenas unos meses terminó una gira por Japón). Hoy le recordamos con lo mejor de su legado: sus siete canciones más míticas.

No solo ha sido el mejor crooner del siglo XX y un magnífico representante de la música francesa, sino que compuso hits de los años 60 y 70 e interpretó himnos que quedarán en el recuerdo de todos los melómanos del mundo, como su Que c’est triste Venise que llegó a interpretar junto a Julio Iglesias.

La Bohème fue otro de sus temas más conocidos, una canción que inicialmente formaba parte del musical Monsieur Carnaval pero que pronto se independizó para convertirse en un éxito internacional que cantó en varios idiomas, como el español.

El francés protagonizó momentos históricos como el que vivió en 1991, en el Palais des Congrès de París. Junto a Liza Minnelli interpretó otro de sus éxitos, Les comédiens, un homenaje a los comediantes y su linaje familiar, repleto de músicos y cómicos callejeros.

Pero no solo era intérprete, también era compositor y letrista. Para Sylvie Vartan, La plus belle pour aller danser (compuesta por Aznavour) no solo supuso alzarse con los puestos más altos de los hit-parades de los sesenta, sino que acabó convirtiéndose en el tema más conocido de la cantante a lo largo de sus más de 50 años de carrera.

O con Retiens la nuit (compuesta por Charles Aznavour y Georges Garvarentz en 1961) convirtió a Johnny Hallyday en el rey del romanticismo.

Todos recordamos She como parte de la BSO de la maravillosa Nothing Hill, pero pocos saben que esta perfecta melodía fue compuesta por Aznavour y Herbert Kretzmer para la serie británica Seven Faces of Woman. Pero no fue hasta que Elvis Costello la versionara para la película Nothing Hill cuando alcanzara el culmen de su popularidad.

Y no es la única película de la que un éxito de Charles Aznavour ha formado parte de la banda sonora. Ocean’s 8, estrenada el pasado junio de este mismo año, cuenta con Parce Que Tu Crois como parte de su soundtrack.

Esto es solo un ejemplo de lo que setenta años de carrera pueden dar de sí con el talento de Charles Aznavour. Hoy se ha ido uno de los mejores embajadores de Francia, pero su legado quedará para siempre porque ya es mucho más que música, es parte de la historia.

Foto| GTres

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio