Publicidad

41 recetas rápidas y fáciles de todo tipo para los que se independizan

41 recetas rápidas y fáciles de todo tipo para los que se independizan
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

En ningún lugar se come como en casa. Ni siquiera en los restaurante más top. Sin embargo, qué difícil es aprender a replicar esos sabores de la cocina de nuestros padres y abuelos a los que estamos tan acostumbrados. Pero, independizarse no tiene por qué ser sinónimo de sobrevivir a base de pasta con tomate y precocinados. A cocinar se aprende cocinando y existen multitud de recetas fáciles y económicas que nada tienen que enviadar en sabor a otras más complicadas. Esta selección de recetas es ideal para alimentarse sin esfuerzo pero sin renunciar con ello a un sabor exquisito.

Cremas

Las cremas y los purés de verduras son ideales para cuando queremos comer sano, sentirnos saciados y, además, no queremos sumar muchas calorías a nuestra alimentación. Aunque, lo mejor de todo, es lo fácil de preparar que son ya que, prácticamente, se hacen solos.

Crema de calabaza al eneldo

crema de calabaza al eneldo

La calabaza es una hortaliza que da mucho juego en la cocina. Aunque como las cremas no hay nada porque esta hortaliza aporta una textura maravillosa que ninguna otra iguala. Podemos acompañarla de unas rebanadas de pan con mantequilla o queso crema. También podemos servirla con un chorrito de nata líquida y unas semillas para dar un toque crujiente al plato.

Crema de calabacín

Crema de calabacín

Una receta ideal para una cena saludable. Un truco es que, si se hace con el calabacín pelado, quedará de un color muy clarito. Para obtener un color verde más bonito, se puede conseguir añadiendo un poco de la piel del calabacín (bien lavada) y quedará como en la foto.

Crema de zanahoria

Crema de zanahoria

Aunque es un clásico que se ha versionada con especias y otros añadidos, la receta básica de crema de zanahoria es insuperable porque la sencillez es el secreto de su éxito. Le va de perlas un chorrito extra de nata líquida a la hora de emplatar, unos croutons, unos kikos triturados o un poco de cebolla frita crujiente.

Crema de multi vegetales

Crema multi vegetales

Esta propuesta sirve para dar salida a todas las verduras que se tienen en la nevera. El sabor resultante es francamente delicioso. Está ideal con crostones de pan pero también queda estupenda espolvoreada con un poco de sésamo tostado. Además, se puede hacer más de la cuenta y congelar.

Vichyssoise tradicional

vichyssoise tradicional

Lo más difícil de la receta de esta crema de puerros, para disfrutar en frío y también en caliente, es aprender a escribir vichyssoise correctamente. Se trata de una receta sencillísima. Además, está muy rica decorándola con unos picatostes, unas huevas de pescado, unos taquitos de manzana o agregando unas gotitas de nata y espolvoreando con hierbas aromáticas.

Arroces y pastas

El arroz blanco y la pasta, además de ser dos alimentos baratos, son muy socorridos para personas con poca mano en la cocina. Sin depender de salsas de bote y con muy pocos ingredientes se pueden preparar deliciosos platos.

Arroz amarillo con pollo y verduras

Arroz con pollo y verdura

El arroz con pollo y verduras es una receta tradicional en multitud de familias, un plato que sabe a hogar y que, además, es facilísima de preparar en una cazuela corriente. En esta versión se usa pechuga de pollo para que sea fácil de comer sin preocuparnos por huesos, pieles o partes más duras del ave.

Espagueti con salsa cremosa de champiñón y ajo

Espagueti con salsa cremosa de champñón

Dicen los expertos en pasta que las salsas líquidas y cremosas son las más adecuadas para acompañar las pastas largas, mientras que las cortas casan mejor con aquellas a base de tropezones. Los espagueti con salsa cremosa de champiñón y ajo son deliciosos. Una receta fácil, rápida y económica. Todo ventajas.

Arroz con pescado al curry

Arroz con pescado al curri

Esta arroz le da un pequeño giro a una típica receta de arroz con pescado. integrar un toque de jengibre, combinado al curry, nos va a llevar hacia un mundo más dinámico para el paladar.

Espaguetis al ajillo

Espaguetis al ajillo

Una receta rápida de pasta que se basa en la receta de espagheti aglio, olio e peperonccino tradicional italiana. El mismo plato se puede preparar con tallarines, papardelle, fetuccini o cualquier otra pasta larga. Aunque con el ajo y la guindilla ya quedan estupendos, esta receta se puede tomar como base para hacer otros platos añadiendo unas gambas u otros ingredientes como almejas o unos taquitos de jamon.

Arroz caldoso de verduras

Arroz caldoso con verduras

el arroz caldoso de verduras. Una opción para vegetarianos y amantes de las verduras y hortalizas. Las verduras utilizadas se pueden variar y adaptar. Admite muchas otras como el calabacín, la calabaza, las judías verdes, el brócoli... Una de las mejores cosas de este arroz caldoso de verduras es, precisamente, su versatilidad. Además de su sabor., claro.

Espaguetis con salsa cremosa de tomate

Espaguetis salsa de tomate

La pasta con tomate es la más socorrida. Para salir un poco de las recetas habituales y de la monotonía, esta receta de espaguetis con salsa cremosa de tomate es una alternativa con un punto diferente y sorprendente a la tradicional salsa de tomate. Además, resulta una deliciosa alternativa a la salsa de tomate frito de bote. Al llevar nata resulta un poco menos ligera, pero a cambio es mucho más sabrosa.

Arroz meloso con acelgas y patata

Arroz meloso
Ensalada de tortelini

Ensaladas

Hacer una ensalada parece fácil pero lo que es verdaderamente fácil es caer en el error de combinar mal los ingredientes o dejarse llevar por el exceso. Además, hay mucha vida más allá de la mezcla de hojas verdes, tomate y atún. Las hay más ligeras, para servir de primer plato, y también otras más completas que puedes llevar en tartera o servir para la cena.

Ensalada de espinacas con dátiles

Ensalada de espinacas con dátiles

Una ensalada agridulce como esta, además de sencilla, es espectacular. A pesar de su sencillez, es muy rica en sabores y contrastes. El crujiente y verdor de las espinacas contrasta con la textura untuosa y el dulzor de los dátiles, todo redondeado por el aceite de oliva y el queso parmesano.

Ensalada de patata cremosa con salsa de aguacate

Ensalada de patata

Las patatas como base dan lugar a ensaladas nutritivas y saciantes. Esta receta es sencillísima pero tiene mucho sabor. además, te deja satisfecho sin ser pesada. El aguacate maduro proporciona la cremosidad de su pulpa añadiendo grasas saludables que combinan muy bien con la suavidad de las hierbas frescas, y siempre gana con el punto ácido del zumo de limón.

Ensalada de arroz con pollo asado, espárragos y maíz

Ensalada

Además de ser estupenda para plato único a la hora de la comida o de la cena, esta receta también puede ser un entrante o una guarnición perfecta para acompañar. Por no hablar de que es idónea para llevar al trabajo en una fiambrera.

Ensalada de queso de cabra y piñones con miel y mostaza

ensalada de queso de cabra

Se trata de una ensalada contundente que es una excelente opción para servir como entrante a la hora de la comida o como plato único en la cena. Los ingredientes que la componen funcionan muy bien entre sí. El aliño de mostaza, miel y limón, junto con el dulzor de los piñones y el sabor punzante del queso de cabra, ligeramente tostado y fundente, es para perder los papeles. Una receta fácil, rápida de preparar y muy resultona.

Ensalada de tortellini con aliño cremoso de yogur

ensalada de tortellini

Los tortellini rellenos ofrecen una variante original y muy sabrosa para sorprender con un plato diferente y más saciante. Es perfecta para llevar y comer en el trabajo, o para tener lista al llegar a casa. El relleno puede ser de lo que más nos guste. Como elaborar tortellini a mano no es tarea ni sencilla ni rápida, está permitido recurrir a un producto comercial de calidad decente.

Verduras

Las recetas más fáciles para disfrutar de las verduras son las más simples. Desde crudas (bien lavadas y, si es necesario, peladas), hasta salteadas, a la plancha o asadas. Un opción de primera para servir de primer plato, guarnición o plato único en la cena.

Pisto de pimientos y tomates

Pisto de pimientos

Como casi todos los pistos, este está basado en esos dos ingredientes: tomates y pimientos, aunque se podrían añadir cebolla, calabacín o incluso berenjena. Las posibilidades de este plato tradicional y versátil son casi infinitas. Unas patatas cortadas en cuadraditos funcionan estupendamente como acompañamiento. Aunque nada mejor que un huevo frito para conseguir que nuestro pisto sea un plato completo.

Espárragos gratinados con mozzarella

Espárragos gratinados con mozzarella

Una opción distinta para esta verdura que tantos nutrientes y propiedades tiene. Los espárragos son muy versátiles lo que nos permite usarlos para todo tipo de preparaciones. Los espárragos gratinados con mozzarella en el aperitivo son una muy buena alternativa a todo lo que habitualmente se sirve a la hora de tomar una copa. Sin embargo, sirven igualmente como guarnición de carnes asadas o pescados al horno.

Verduras estofadas

Verduras estofadas

Es posible que no haya receta más sencilla que estas verduras estofadas sin grasas, ni tampoco más ligera. Podemos servirlas como guarnición de carnes y pescados, como entrante o como plato único completándolo con un huevo duro. Si no tenemos necesidad de dieta, un chorro de aceite de oliva virgen extra les sienta de maravilla, unos tacos de jamón y, por supuesto, un trozo de buen pan con el que mojar su rica salsa.

Sartenada de calabacín con queso y jamón

Sartenada calabacín con queso

Si se es medianamente hábil con el cuchillo, no se tarda nada en hacer esta sartenada de calabacín con queso y jamón, ideal como receta ligera para la hora de la cena. Es tan fácil de preparar y está tan rica que seguro repetís en más de una ocasión esta receta alternativa a los gratinados en el horno. Lo ideal es que las rodajas de calabacín sean muy finas, para que formen una especie de base crujiente. Con el queso, el tomillo y el jamón, el éxito está garantizado.

Espinacas con piñones

Espinacas con piñones

Pocos secretos guarda este plato humilde, salvo utilizar ingredientes de buena calidad y adaptar los tiempos de cocción al gusto. Las anchoas sin duda dan un toque de sabor fantástico que combina de maravilla con las pasas y los piñones. Un plato muy sencillo, rápido y nutritivo, en el que el salado de las anchoas y el dulce de los frutos secos contrasta de forma muy agradable al paladar.

Judías verdes

Judías verdes

Con un color muy verde, una cobertura algo cremosa y un corte diferente, las judías verdes no volverán a ser las mismas con esta receta ideal para entrante o guarnición. Servidas como guarnición, no necesitan nada más. Si se sirven como cena ligera o como entrante, se puede hacer una cremita de perejil y añadirla para subir color y potenciar el sabor. Esta guarnición es perfecta para recetas de pollo y pescado a la plancha.

Tian de verduras

Tian de verduras

El curioso término de "tian" responde al recipiente que se utilizaba para preparar este tipo de elaboración, pero en la actualidad hace referencia a la receta en sí. Una magnífica manera de cocinar verduras, sin despeinarse y asegurándose comer sano. La presentación de este plato es tan llamativa que si tenéis invitados creerán que os habéis pasado horas en la cocina. Pero nada más lejos de la realidad. 

Tarta de pimientos y mozzarella

Tarta de pimientos

Las tartas saladas siempre son una buena alternativa para una cena rápida y sin complicaciones o una comida ligera. Los pimientos siempre serán nuestros mejores aliados cuando tengamos que preparar algo de último momento que nos saque del apuro. La tarta de pimientos y mozzarella es ideal para cualquier momento.

Legumbres

La legumbres son joyas nutricionales y gastronómicas, además de muy económicas. Aunque lo mejor de todo es que, si no te animas a cocerlas desde cero, se pueden comprar conservas de legumbres y disfrútalas en sopas, guisos, estofados o también en ensaladas con el mínimo esfuerzo.

Lentejas guisadas

Lentejas guisadas

Este plato de lentejas guisadas es capaz de reconfortar en los días más invernales. Son un clásico en todas las casas y en cada una de ellas hay una forma distinta de prepararlas Esta receta no tiene prácticamente nada de grasa, solo aceite de oliva, pero están llenas de sabor.

Salpicón de legumbres con palitos de cangrejo

Salpicón de legumbres con palitos de cangrejo

El salpicón de legumbres con palitos de cangrejo es un plato muy rápido de elaborar pues se usan legumbres cocidas y esto nos ahorra mucho tiempo de preparación. Su dificultad es nula, no hay más que picar unos cuantos ingredientes, mezclarlos todos y condimentar con una vinagreta. En menos que canta un gallo está listo.

Garbanzos crujientes con hierbas frescas

Garbanzos crujientes con hierbas frescas

Una receta muy simple pero deliciosa y versátil. Se pueden tomar tanto calientes como templados o fríos, acompañados de casi lo que se nos ocurra. Por sí mismos con una buena cucharada de yogur o queso son un primer plato delicioso, pero también los podemos combinar con otros vegetales o algún cereal para hacer una buena ensalada. Otra opción es emplearlos de  relleno de tacos, pan de pita o sobre una buena tosta. Como guarnición de carne, pescado o con unos huevos también están deliciosos.

Alubias al horno con salsa de tomate, cuscús y queso feta

Alubias con tomate

Estas alubias al horno con salsa de tomate, cuscús y queso feta son una versión de un plato tradicional de la cocina griega. La base de su éxito es una buena salsa de tomate en la que se ocultan carnosas alubias y un poco de cuscús, que enriquece el conjunto, tanto en la textura como en el contenido nutricional. El punto del queso feta con el aceite de perejil remata un plato que no tiene mucho misterio pero que está para mojar pan.

Potaje de garbanzos

Potaje de garbanzos

Un plato de cuchara reconfortante como pocos, humilde pero llenísimo de sabor. En cada casa se hace de una manera pero no hay familia que no tenga un buen potaje, guiso o cocido con garbanzos y verduras. Si el garbanzo es bueno, el plato no tiene por qué ser muy pesado o de digestión difícil, pero podemos ayudar al estómago tomando algo de fruta digestiva en el postre, como piña o papaya, o una manzana asada, o yogur natural.

Pescados

A la hora de cocinar pescado hay que tener en cuenta que necesitan poco tiempo de cocinado, más aún las piezas pequeñas o de ración. Evita que te quede seco regándolo bien con zumo de limón, un poco de aceite de oliva y algo de vino, sidra o caldo.

Pargo al horno con patatas

Pargo al horno

Hacer un pescado al horno es una tarea sencilla. Esta receta facilísima tiene el pargo como protagonista. Se trata de un pescado que se encuentra con facilidad en Andalucía y que poco a poco se va viendo ya en los mercados de toda España. No obstante, también se puede preparar con cualquier otro pescado como la lubina, la dorada, la merluza o el besugo

Merluza al horno con ajada al limón

Merluza al horno

La merluza es un pescado socorrido y versátil. Esta receta nos presenta un plato interesante y muy sencillo, que tanto nos vale de diario como para quedar bien en una ocasión especial. Además, es de esas recetas en donde la guarnición ya va incorporada, toda una ventaja.

Atún con berenjena y tomatitos

Atún con berenjena

Para no complicarnos la vida cocinando pescado, podemos prepararlo ya cortado en la misma sartén junto con las verduras que serán su guarnición. El atún es perfecto para esta receta con berenjena y tomatitos. Además, podemos recurrir también al formato congelado ya cortado y limpio. La preparación es de lo más sencilla y no requiere mucho tiempo, aunque a la hora de cocinar la berenjena es recomendable, si se tiene tiempo, bajar el fuego al máximo y dejar que se haga lentamente.

Salmón al horno

Salmón al horno

Un salmón al horno es la receta más fácil del mundo. Esta receta tiene, además, muchas verduras y hortalizas como guarnición. Una receta muy equilibrada y sabrosa, baja en grasas de las malas y alta en Omega 3. Con una ensalada verde o unos guisantes salteados para acompañar, no se necesita nada más.

Pez espada a la plancha

Pez espada

El pez espada es un pescado muy cómodo ya que se suele servir en rodajas o filetes sin espinas, ideales para la plancha. La única dificultad es controlar la cocción para que no quede muy seco. Un buen pescado a la plancha como el de esta receta se puede acompañar con la guarnición que más nos apetezca, pues casi todo le va bien.

Carnes

Para los principiantes, el mundo de las aves, más concretamente el pollo y pavo en piezas, es ideal para ir cogiendo soltura. Con un buen marinado, preparando una salmuera ligera o cocinándolo en una salsa rápida puedes evitar que te quede reseco. El solomillo de cerdo es también muy sencillo de cocinar a la plancha en filetes.

Pollo al horno con patatas y chorizo

Pollo

El pollo al horno es un plato que puede ser sencillísimo y del que también puede disfrutar una persona sola. Un buen cuarto trasero de pollo de calidad es una pieza muy cómoda para comprar por unidades, estupenda si estamos solos y aún así queremos disfrutar de un buen plato. El toque de chorizo sobre todo dará sabor al horneado y los jugos del final.

Pavo al curry

Pavo al curry

Además de ser rapidísimo de preparar, este pavo al curry está delicioso y tiene un sabor de lo más exótico. Aunque, la verdad, es que lo más sorprendente de esta receta es lo tremendamente jugosa que queda la carne al darle este tratamiento en su cocción. Un bocado que casa a la perfección con una guarnición de arroz blanco y un pan, tipo pita o naan, con el que rebañar su cremosa salsa.

Solomillo de cerdo con habitas

Solomillos

Este plato combina las proteínas de la carne con verduras que aportan fibra, hidratos de carbono y sirvan para que nos sintamos saciados. Una estupenda elección para una cena ligera y completa. Con la ternura de esta carne y la de las habitas repeladas, el éxito está garantizado. Para guarnición se puede usar un mezclum de ensalada.

Brochetas de cerdo caramelizado con piña

Brochetas

Estas brochetas de cerdo caramelizado con piña, con su fruta y hortaliza incorporada, os van a encantar. Tienen un sabor potente y picante gracias a la salsa Sriracha, un aderezo asiático a base de chile fermentado que no deja a nadie indiferente. Las podemos acompañar de una ensalada verde así como de un bol con un poco mas de salsa de soja mezclada con un toque de Sriracha.

Pollo marinado al comino

Pollo marinado al comino

El pollo marinado al comino es una alternativa muy atractiva por su sabor intenso y por su versatilidad al momento de servirla en la mesa. Se compone de aromas y sensaciones perfectas para abrirnos a algo más exótico que nos lleve por viajes sensoriales. Es ideal para la hora de la comida, ya que se puede servir con un arroz o pasta así como con verduras asadas.

Fotos | Directo al paladar.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir