Chanel Mission: todo lo que se ha propuesto la marca de lujo para luchar contra el cambio climático

Chanel Mission: todo lo que se ha propuesto la marca de lujo para luchar contra el cambio climático
Sin comentarios

Siendo la segunda industria más contaminante del mundo, la moda se está tomando en serio sus deberes con respecto al cuidado del medioambiente y, en los últimos años, ha creado puestos dedicados exclusivamente a esta tarea como los responsables de sostenibilidad. En este sentido, Chanel es una de las firmas pioneras en el ámbito del lujo, invirtiendo en las últimas innovaciones tecnológicas y de materiales sostenibles y prohibiendo en 2018 las pieles exóticas. En 2021 seguirá dando pasos en esta dirección bajo las directrices de Kate Wylie, que sustituirá a Andrea d'Avack , que se jubilará en junio, como nueva directora de sostenibilidad.

Wylie viene de la industria alimentaria, donde ejercía de vicepresidenta global de sostenibilidad del fabricante mundial de alimentos Mars desde 2017. Licenciada en Ciencias Económicas por la Universidad de Mánchester, también ha trabajado en el área de sostenibilidad para eBay o en Sustainable Food Lab.

Un vistazo a…
Lily Rose Depp para Chanel Beauty

La casa de lujo francesa presentó en marzo del año pasado su informe Chanel Mission 1.5°, en el que detallaba su estrategia para luchar contra el cambio climático de forma acorde con los objetivos establecidos en el Acuerdo de París de 2015, cuyo objetivo es limitar el calentamiento global promedio a 1,5°.

Para ello, Chanel anunció acciones en cuatro campos: reducir su huella de carbono y la de su cadena de suministro, cambiar a electricidad 100 % renovable en todas sus actividades para 2025, equilibrar sus emisiones residuales de carbono y financiar proyectos para acelerar la transición hacia un mundo que genere menos gases de efecto invernadero.

imaxtree

Además, en septiembre, Chanel lanzó una campaña de recaudación de fondos de 600 millones de euros emitiendo bonos verdes que cotizan en la bolsa de Luxemburgo. El objetivo es emplear su capital en transformar el modelo de negocio para poder alcanzar los objetivos de sostenibilidad.

Los términos de estos bonos exigen que la empresa cumpla con los objetivos de desarrollo sostenible y someterían a Chanel a sanciones en caso de no cumplir con lo pactado. En particular, se han comprometido a reducir a la mitad las emisiones de gases de efecto invernadero de todas sus actividades para 2030.

Kate Wylie relevará también a d’Avack en el cargo de presidenta global de la Fondation Chanel, dedicada a financiar proyectos de mujeres y adolescentes en todo el mundo. Tomara posesión de ambos el 1 de julio, fecha a partir de la cual tendremos que estar muy atentos a las nuevas decisiones que se tomarán en la maison y que ampliarán las ya tomadas, convirtiéndola en mucho más que un referente de la moda.

Fotos | Chanel e Imaxtree.

Temas
Inicio