Publicidad

Muñeca Rusa, la sitcom de bucles temporales por la que no apostábamos y que nos ha terminado convenciendo (y mucho)

Muñeca Rusa, la sitcom de bucles temporales por la que no apostábamos y que nos ha terminado convenciendo (y mucho)
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Muñeca Rusa ha sido una sorpresa que no esperábamos encontrar en Netflix este mes de febrero. Apenas ha tenido campaña de promoción, pero es una de esas pequeñas joyas ocultas dentro de las plataformas de televisión, que llega para cautivar a todos sin hacer ruido. Muñeca Rusa es un ejemplo de cómo la calidad y el hype no tienen por qué ir unidos.

Nadia tiene un problemón de los grandes. Su vida se repite una y otra vez como si del día de la marmota se tratase. Su 36 cumpleaños es la fecha que comienza una y otra vez. El día comienza en el baño durante su fiesta de cumpleaños mientras suena una y otra vez Gotta Get Up de Harry Nilsson. Después muere, y vuelve al punto de partida en el baño durante su fiesta. Revive una y otra vez en un bucle que parece infinito. Hasta que conoce a Alan.

Nadia, la muñeca rusa encerrada en un bucle temporal

Muneca Rusa En Netflix Russian Doll 4

Nadia es un personaje tan complejo como maravilloso. Es sarcástica, sincera, divertida, tremendamente inteligente, natural, ingeniosa y muy complicada. Tiene incontinencia verbal, es fan de las palabrotas y una fumadora empedernida. Es oscura y a la vez pura luz. Es la dualidad en sí misma, y el viaje por el que nos lleva durante los ocho breves capítulos es intenso y divertido.

Aporta frescura a un tema que pensábamos manido y se reinventa lejos de Atrapado en el tiempo, Los cronocrímenes o Feliz día de tu muerte. Lo que más nos gusta es que no se parece en nada a otras tramas basadas en bucles temporales. Y en gran parte es mérito de la brillante interpretación de Natasha Lyonne (Orange is the new black), que no solo es la actriz protagonista sino una de las creadoras de la que ha sido, sin duda, la primera gran sorpresa de Netflix este 2019.

Su personaje, sobre el que gira absolutamente todo y que tan convincente resulta en manos de Natasha, se ha convertido casi como por arte de magia en uno de los que serán nuestros personajes femeninos favoritos este 2019.

La trama es tan intensa como seductora

No pienses que su trama solo trata sobre un loop en el espacio-tiempo. Muñeca rusa es profunda, con diálogos mordaces, inteligentes e intensos que te obligarán a mantenerte atento para no perderte detalles, giros o chistes que se relacionan tanto con la metafísica como con la cultura pop o incluso las drogas, el arte o la religión.

Muneca Rusa En Netflix Russian Doll

Habla sobre el egoísmo y la revelación personal de un modo en el que ni te das cuenta, como si te envolviera en un velo de reflexiones en los que acompañas a Nadia y más adelante, también a Alan, interpretado por Charlie Barnett.

Cuando el multiverso vive en una sitcom moderna

Usando metáforas sobre las relaciones, la monotonía y la rutina, la serie cabalga en la comedia mientras vemos morir una y otra vez a una inteligente Nadia a la que no le importa mezclar conceptos como La Ventana de Johari con películas como Rocky o Danzad malditos. Una joya tratada con mimo por los guionistas que resuelven la sitcom alejándose de los clásicos y abrazando la originalidad.

Muneca Rusa En Netflix Russian Doll 3

Te reirás, pero también te hará pensar que la vida son dos días, que hay que practicar más el carpe diem y que todos, absolutamente todos, necesitamos a alguien. Muñeca Rusa es el mejor plan para un fin de semana de manta, palomitas y Netflix.

Foto| Netflix

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir