Compartir
Publicidad
Publicidad
11 libros que te morirás por acabar y a la vez no querrás que se acaben (2ª parte)
Ocio

11 libros que te morirás por acabar y a la vez no querrás que se acaben (2ª parte)

Publicidad
Publicidad

Con la llegada del verano (y las vacaciones, para los más afortunados), seguro que muchos tenemos ya nuestra lista mental de lecturas para esos días en que disponemos de más tiempo libre del habitual. Y da igual cuál sea nuestro género literario favorito, da igual si nos gustan los libros extensos o las novelas cortas, la ficción o la no ficción... porque hay un tipo de libros que a todos nos encantan: esos que no podemos soltar hasta que llegamos a la última página. Los que nos leemos del tirón. Los que estamos deseando acabar, para saber qué pasa al final, pero al mismo tiempo no queremos que acaben, porque nos parecerá que ningún otro libro puede llenar el vacío que nos dejan. Hace unos meses os hablamos de once de estos libros y hoy nos lanzamos a por una segunda parte. ¿Os atrevéis a meteros entre sus páginas aun sabiendo que no vais a querer soltarlo?

Desde mi cielo, de Alicia Sebold

Desde mi cielo parte de una premisa desgarradora: la protagonista es una adolescente de 14 años que narra la trama tras su muerte. Así, veremos en ella esa visión de la paternidad en la que nos da miedo incluso pensar: la de los padres que sobreviven a sus hijos. La lucha de sus progenitores por mantener la esperanza de encontrarla con vida nos presentará a un padre enfrentado al gran drama de su existencia y una trama trepidante y emotiva de la que es imposible desengancharse.

Desde Mi Cielo

Neverwhere, de Neil Gaiman

En Neverwhere descubriremos el mundo, a medio camino entre la fantasía y la realidad, entre los sueños y las pesadillas, que se oculta en el subsuelo de las ciudades, ese al que nunca prestamos atención cuando paseamos por sus aceras. De la mano de Richard Mayhew, su protagonista, viviremos una serie de aventuras en el Londres más desconocido, en una trama que nos atrapará de tal manera que nos resultará imposible soltar el libro hasta terminarlo.

Neverwhere

Dientes blancos, de Zadie Smith

Dientes blancos fue la primera novela de su autora, Zadie Smith, publicada cuando solo tenía 24 años, y considerada hoy en día una de las mejores novelas de la literatura contemporánea. Da igual que tenga algo más de cuatrocientas páginas: desde que empecemos a leer, ya no podremos soltar esta novela que nos hará reír, llorar, escandalizarnos, reflexionar... El reencuentro de dos veteranos de la Segunda Guerra Mundial en el contexto del Londres más multicultural es el pistoletazo de salida a una sátira con una calidad literaria impecable.

Dientesblancos

No soy un monstruo, de Carme Chaparro

Con el aval de haber recibido el Premio Primavera de Novela este año, Carme Chaparro nos presenta en No soy un monstruo una trama que comienza con la desaparición de un niño en un centro comercial y que no podremos dejar de leer hasta que todos los cabos queden bien atados. Una novela que lleva al límite a sus protagonistas... y a los lectores. La propia autora nos habló de este libro en una entrevista hace algunas semanas.

Monstruo

El misterio de la cripta embrujada, de Eduardo Mendoza

Eduardo Mendoza siempre es una apuesta segura, y con El misterio de la cripta embrujada, nos presenta una sátira social que acabaremos sin tener muy claro si hemos leído un libro de misterio o de humor. Con su surrealismo hilarante, conseguirá que nos enganchemos a la lectura y nos lo acabemos del tirón. ¿La buena noticia? Que es el primer libro de una tetralogía, así que la resaca literaria podremos pasarla con más dosis de Mendoza en estado puro.

Misterio

Comunidad, de Ann Patchett

En Comunidad, encontramos una trama tierna y con un punto de humor, pero con una profundidad mayor que pasa en cierto modo desapercibida por la fluidez con la que se lee. La historia de dos familias, sus encuentros y desencuentros a lo largo de varias décadas, se entremezclan con la reflexión sobre el amor, la pérdida y la culpa.

Comunidad

Por trece razones, de Jay Asher

Catapultada al éxito internacional por la serie de Netflix, la historia de Por trece razones fue un éxito literario unos cuantos años antes. Si hemos conseguido librarnos de los spoilers televisivos, devoraremos una trama en la que Hannah nos irá exponiendo qué razones, y qué personas, la empujaron a acabar con su vida en plena adolescencia. Una novela dura, más destinada al público adulto que al juvenil a pesar de su apariencia externa.

Razones

Las lágrimas de Claire Jones, de Berna González Harbour

Una comisaria de policía desterrada a una pequeña zona rural de Castilla y el descubrimiento de un cadáver y un recorte de periódico que esconde mucho más de lo que parece son las premisas de las que parte Las lágrimas de Claire Jones, con un trasfondo de corrupción y una protagonista femenina que debe enfrentarse a sus temores y a su pasado para resolver un caso que queda lejos de su jurisdicción.

Lagrimas

Lugares oscuros, de Gillian Flynn

Lugares oscuros nos presenta la historia de Libby Day, que tenía siete años cuando su madre y sus dos hermanas fueron asesinadas y ella tuvo que testificar que su hermano lo había hecho. Veinticinco años después, se enfrenta a un grupo de personas que pretenden demostrar que su hermano era inocente. Y todo empieza a complicarse. Ya en Perdida descubrimos la capacidad de Gillian Flynn para mantenernos pegados a las páginas de un libro, pero en Lugares oscuros se supera a sí misma. Imposible soltar la novela hasta descubrir quién es el malo en esta historia.

Lugares Oscuros

Tal vez mañana, de Colleen Hoover

Tal vez mañana puede parecer una novela juvenil, pero es en realidad una obra que pueden disfrutar los lectores de cualquier edad que quieran reflexionar sobre el amor, la amistad, la confianza y la superación, mientras se enganchan a una historia de amor en la que Ridge, un chico músico y sordo, aprende a sentir la música de una manera diferente a través de su relación con Sydney. Y los lectores también aprendemos a sentir a través de ellos: la música y los retos a los que se enfrentan.

Talvezmanana

El método 15/33, de Shannon Kirk

Sorprendente. Quizá ese sea el adjetivo que mejor define El método 15/33, una novela que nos redefinirá el concepto de víctima, con una adolescente secuestrada que utilizará todos sus recursos para revertir su situación. Una oda a la venganza que nos deja con una sensación extraña en el cuerpo al cerrar una novela que es imposible dejar de leer hasta que se dilucidan los hechos que narra.

Metodo

Imágenes | Amazon.

En Trendencias | 11 libros que te morirás por acabar y a la vez no querrás que se acaben

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos