Una pareja vende una extraña máscara a un anticuario por 150 euros. Meses después descubren que valía 4,2millones

Una historia con plot twist de la que Netflix podría hacer un documental

Fpanhf9wuamx3pa
Sin comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail

Si te preguntas si el dicho de que la basura de una persona es el tesoro de otra es cierto, esta historia puede que sea la prueba que andabas buscando. Y es que es lo que todos queremos cuando entramos a una tienda de segunda mano: encontrar un objeto cuyo auténtico valor haya pasado desapercibido al vendedor. No suele pasar a menudo pero sí alguna vez...

Tras vaciar su segunda residencia, una pareja de jubilados del sur de Francia decidió, en 2021, vender en un anticuario algunos objetos. Entre ellos se encontraba una máscara africana que el abuelo del hombre, quien fue gobernador colonial en África, había traído de Gabón a principios del siglo XX. Según informó Le Monde, el matrimonio vendió la máscara por 150 euros.

Hasta aquí todo perfecto. Sin embargo, lo que, en un principio, les había parecido una transacción perfecta en la que todo habían sido ganancia, se transformó en disgustó seis meses después....

Y es que la pareja descubrió a través de la prensa que se trataba de una máscara "Ngil" extremadamente rara que se había subastado en una casa de subastas de Montpellier partiendo de una valoración de entre 300.000 y 400.000 euros y vendida, finalmente, por 4,2 millones de euros.

La pareja, al sentirse engañada por el experto, presentó una denuncia al anticuario reclamando la nulidad de la venta y alegando que el objeto nunca había llegado a estar expuesto en la tienda. Además, sometió a la máscara a una prueba de carbono 14 por 600 euros, cuatro veces el precio que les había pagado inicialmente por el objeto.

A la espera de la sentencia, que podría tardar años, el abogado de la pareja ha solicitado una autorización de embargo del importe percibido por la reventa de la máscara. Hablamos de un total  de 3,1 millones de euros, después de haber deducido los gastos y el impuesto sobre la plusvalía. Algo que el tribunal de Nimes ha concedido.

Foto de portada | Pascal Guyot

En Trendencias | Cómo funciona Vestiare Collective, trucos para sacarle todo el partido y qué opinan los que lo han probado

En Trendencias | Los 20 mejores libros de 2023, recomendaciones y novedades que enganchan este año

Inicio