Compartir
Publicidad
Beber agua con limón en ayunas no tiene tantos beneficios como se ha creído
Dietas y Nutrición

Beber agua con limón en ayunas no tiene tantos beneficios como se ha creído

Publicidad
Publicidad

Muchas de nosotras hemos escuchado numerosas veces todas las propiedades casi milagrosas de el consumo de agua con limón. Es más, es posible que alguna vez hayamos, incluso, probado a tomar el conocido vasito de agua con limón en ayunas para empezar el día lo mejor posible. 

No es de extrañar, dado que los rumores y mitos que rodean a esta bebida casi aseguran que no solo nos ayuda a adelgazar, sino que también tiene propiedades antioxidantes y mejora la digestión. 

El agua con limón puede ayudarnos a perder peso, pero no por el limón

Efectivamente, el agua con limón es una bebida que contiene un numero de calorías muy bajo - unas seis si utilizamos zumo de limón - y es verdad que, si sustituimos el consumo de bebidas más calóricas como los refrescos o el alcohol, por bebidas menos calóricas, estaremos impactando directamente en nuestro peso. 

 

De hecho, las investigaciones realizadas al respecto encuentran que consumir bebidas bajas en calorías en las comidas también se podrían ver reducidas el numero total de calorías que consumimos durante dicha comida. Además, el consumo de agua - y el agua con limón es básicamente agua - ayuda a aumentar la sensación de saciedad, ayudándonos a sentir menos hambre. De esta manera, el consumo de esta bebida también puede ayudarnos a perder peso. 

Sin embargo, la causa no está en que bebamos agua con limón, sino en que estamos bebiendo una bebida muy baja en calorías cuya base es el agua. El consumo de agua, especialmente cuando se da en sustitución de otras bebidas, nos puede ayudar a reducir nuestro peso y a mejorar nuestro metabolismo, lleve o no lleve limón. 

Eso sí, aunque nos tomemos un vaso de agua con limón por la mañana, si el resto del día seguimos consumiendo bebidas muy calóricas o alimentos ultraprocesados con grandes cantidades de azúcares, de muy poco va a servir que hayamos tomado ese primer vaso por la mañana. 

Las propiedades antioxidantes existen, pero son bajas

Efectivamente, el limón, como otras frutas cítricas, tiene vitamina C con  ciertas propiedades antioxidantes. Pero debemos tener en cuenta que la cantidad recomendada por la Organización Mundial de la Salud es de unos 75 miligramos al día para las mujeres y unos 90 para los hombres - incluso más si fumamos -. El limón no es una de las frutas con más vitamina C y, además, uno entero exprimido supone más o menos 35 miligramos. Muy lejos de las recomendaciones mínimas. 

 

Además, no existen ningún tipo de alimentos ni dietas que sean détox o depurantes, tal y cómo nos cuentan nuestro compañeros de Vitónica, ya que la alimentación no nos intoxica - a no ser que tomemos veneno y entonces tendríamos que ir médico rápidamente - y nuestro cuerpo está perfectamente capacitado para desechar por sí mismo todos los nutrientes y elementos que no necesita gracias a nuestros hígados y riñones. 

Lo que sí puede ocurrir con el consumo excesivo de limón es que las personas que sufren de gastritis presenten molestias e, incluso, que si nos excedemos muchos, veamos nuestra dentadura afectada por su capacidad erosiva, según encontró una investigación realizada en 2015.

Bebe agua con limón si te gusta, pero sin esperar milagros

En definitiva, el hecho de consumir agua con limón puede ayudarnos a perder peso si eso significa que aumentamos la cantidad de agua que bebemos al día y que reducimos la cantidad de bebidas calóricas y azucaradas que solemos beber. 

Por lo demás, la presencia o no de limón en esta bebida no parece tener ningún otro beneficio milagroso. Si nos gusta beberla así - y no nos sienta mal - podemos escoger esta bebida para variar del agua siempre sola. Pero también podemos elegir beber infusiones o aguas aromatizadas con otras hierbas y frutas de nuestra elección. 

Imágenes  |  @bossbitz

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio