Un piercing en el pecho puede ser la solución para el problema del pezón invertido (y muy sexy)
Belleza

Un piercing en el pecho puede ser la solución para el problema del pezón invertido (y muy sexy)

Una de las consultas que más reciben los médicos estéticos, es el problema del pezón invertido, ya que se trata de una patología bastante común y puede suceder en uno o en ambos pezones, y además, lo pueden padecer  tanto los hombres como las mujeres pero por lo general es más común en  mujeres.

¿Por qué sucede y cómo se soluciona?

etam

De manera natural el pezón debe estar hacia fuera y en los casos que está hundido, se debe a que las bandas fibrosas que existen impiden que el pezón se desarrolle hacia fuera como es lo normal, ya que tiran de él. Otro motivo es porque  los  conductos del pezón, conocidos como galactóforos son más cortos y  retraen los pezones.

Así que, tener los pezones invertidos es algo que a mucha gente le afecta y por ello, buscan soluciones a este problema. Una de las soluciones es  realizar una cirugía, pero cada vez gana más fuerza la de colocarse un piercing en el pezón para mantenerlo en su sitio, ya que en muchos casos tras haber pasado un tiempo de la cirugía el pezón vuelve a retraerse.

sofia suescun

Y un claro ejemplo lo tenemos en Sofía Suescun, que recientemente hablabla de este tema en sus redes sociales, donde contaba que ella se había operado con 17 años y que con el paso del tiempo volvió a invertírsele, por lo que le aconsejaron ponerse un piercing, y finalmente encontró la solución.

Por esto motivo, cada vez son más los especialistas que recomiendan  tratar este problema colocándo un piercing en los pezones invertidos. Lo  que hará el piercing, será mantener la posición del pezón hacia el  exterior, así actuará de tope y no dejará que el pezón se vaya hacia dentro.

Foto | @etam, @sofia_suescun

Temas
Inicio