Madrid acoge la mayor exposición de Ida Applebroog, la artista que dibujó su vulva más de 100 veces para conocerse

Madrid acoge la mayor exposición de Ida Applebroog, la artista que dibujó su vulva más de 100 veces para conocerse
Sin comentarios

El Museo Reina Sofía está dedicando a la artista multimedia Ida Applebroog su mayor y más exhaustiva retrospectiva hasta la fecha. Bajo el nombre de Marginalia, se recogen más de cinco décadas de una obra que explora los intereses y preocupaciones que han acompañado a la estadounidense a lo largo de su vida como la violencia, el poder, las políticas de género o la sexualidad femenina.

Dibujos, acuarelas, pinturas, esculturas, libros de artista, instalaciones... Applebroog huye del encasillamiento estilístico y se sirve de una gran diversidad de medios y materiales en su obra. Eso sí, todas reclaman un espectador activo que se implique en su interpretación a partir de sus propias vivencias.

En 1969 la artista sufrió una aguda crisis nerviosa que le llevó a ser ingresada durante varias semanas en el Mercy Hospital de San Diego. Este evento marcaría si vida personal y artística. En un primer momento, como recurso terapéutico, realizó una serie de dibujos.

Ida

Este periodo de convalecencia le permite sumergirse en un proceso introspectivo a través del que redefine su identidad (cambiando hasta su apellido) y cimentando un nuevo lenguaje artístico. Sus obras adoptan entonces un enfoque explícitamente feminista y crítica a la sociedad patriarcal como un síntoma más de una sociedad enferma y sometida.

El punto de partida de Marginalias es una selección de aquellos dibujos realizados en el hospital y la instalación Monalisa (Vagina House), donde la artista revisa y reinterpreta la serie de dibujos que realizó de su vagina en los meses siguientes a su paso por aquella institución. Un ejercicio de auto(re)conocimiento en el que resuena, aunque en ese momento no lo buscara de una forma consciente, la reivindicación feminista de transformar lo íntimo, lo doméstico, en político.

reina sofia

Se trata de una creadora que, sin renunciar al humor y la ironía, indaga con crudeza en los vicios atemporales de nuestra sociedad, Poniendo de manifiesto, además de los temas mencionados anteriormente, su preocupación por un mundo medicalizado, la vulnerabilidad del enfermo, la intercambiabilidad de los roles de médico y paciente, y los limites refutables entre la cordura y la locura.

Marginalias puede visitarse hasta el próximo 27 de septiembre en la primera planta del edificio Sabatini y la entrada tiene un coste de 10 euros.

Fotos | Museo Reina Sofía

Temas
Inicio