Cuando la estupidez supera al lujo

Cuando la estupidez supera al lujo
Sin comentarios

A veces, resulta difícil distinguir entre la estupidez y la clase: ¿Beyoncé tiene un gusto exquisito o se ha dejado timar por Louis Vuitton?

Hoy, descubro un nuevo caso de estos que dejan los pelos de punta. En las prestigiosas galerías Harrods han “contratado” a una cobra para proteger los objetos de lujo. Concretamente, unas sandalias de René Caovilla con rubíes, zafiros y diamantes valoradas en 120 mil dólares.

¿No creéis que esto es el colmo? No sé vosotros pero, desde luego, yo jamás trabajaría en estos almacenes. Al pobre que le toque vender estas sandalias lo pasará mal porque, que yo sepa, las cobras no distinguen a los ladrones de los trabajadores.

Vía | Fashion Mag

Temas
Comentarios cerrados
Inicio