Publicidad

Ocho trucos para tener el mejor cibersexo durante la cuarentena

Ocho trucos para tener el mejor cibersexo durante la cuarentena
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

En estos días de confinamiento, la palabra 'cibersexo' vuelve a ponerse de moda. Si te ha tocado vivir la cuarentena separada de tu pareja y empieza a aflorar tu instinto sexual... ¡no pienses que está todo perdido! El sexo por Internet se presenta como una solución al problema con el fin de evitar que la chispa no se evapore.

El término 'cibersexo', que hace referencia a la práctica de sexo online de forma que se llegue a simular una relación sexual, puede generarnos cierto respeto. Ya sea porque nunca lo has probado, por miedo a ser hackeada, por timidez… El cibersexo se presenta estos días como un campo a explorar incluso aunque te consideres toda una experta en el tema. ¿Pero qué opinan los expertos sobre este fenómeno que parece que empieza a resurgir?

"Es una propuesta de terapia sexual que los terapeutas sugerimos en parejas con bajo deseo sexual, siempre que los dos miembros de la pareja muestren su acuerdo", expone el doctor Mir Pizà, experto en terapia sexual individual y en pareja, quien afirma que su uso controlado, voluntario y aceptado puede incluso enriquecer la relación.

Relación de pareja

Siguiendo las recomendaciones del experto, ya sea por teléfono, por whastapp, facebook o skype, tus encuentros por Internet deben darse sólo cuando estés convencida, cómoda y en confianza. Olvídate de hacerlo por sentirte presionada y, en caso de seguir adelante, ten claro hasta dónde quieres llegar.

Pues bien, con todo esto claro, te recomendamos varios trucos contrastados por expertos para ganar en este juego:

1. Establece los límites desde el principio

Para tener cibersexo, como para cualquier cosa en la vida, hay que estar preparada y tener ganas de verdad (tal y como explica el doctor Mir Pizà). Si no es el momento, no te fuerces, que no te obliguen. La sinceridad os puede ayudar muchísimo estos días, así que si no estás en ese punto, mejor dejarlo más adelante.

Tú decides las reglas: Ten claro cómo quieres que sean las conversaciones, el tono y hasta dónde queréis llegar (qué enseñar y qué no) también es importante.

Cibersexo

2. Adiós complejos

¿Te obsesiona cómo pueda verte en la cámara? Ese pensamiento podría arruinar el momento así que confía en ti misma y recuerda que estás estupenda. Siéntete la mujer más sexy del planeta y deja que la cosa fluya... ¡Te ayudará muchísimo para poder disfrutar así del sexo virtual!

Si necesitas seguir trabajando en tus complejos, la psicóloga clínica Elena Vega recomienda que nos observemos frente al espejo como nuestra madre nos trajo a este mundo y examinemos qué nos pasa cuando vemos aquello que no nos gusta y cómo podemos ir cambiándolo.

3. Recupera tus armas de seducción

La idea de querer estar contigo pero no poder tenerte o tocarte mola. La seducción es un juego más en esta etapa y tendrás que reinventarte en esta nueva faceta para disfrutar del morbo (y diversión) que producen este tipo de encuentros. Olvida la timidez y recupera tu ropa interior preferida

El primer paso para empezar a 'jugar': Si quieres ir calentando la situación, atrévete con un insinuante striptease o pídele sensualmente que lo haga él mientras vas calentando las palomitas. Y una cosa más: ¿sabías que la mirada es una gran activadora de la libido? Lo dejamos caer...

4. El entorno también importa

Elena Vega recomienda luces tenues en varios puntos de la estancia para equilibrar el ambiente y nos invita a ir apagándolas según vaya subiendo la temperatura. También podéis jugar con el zoom de la cámara y, si vais a exponer algunas partes de vuestro cuerpo, la experta apunta que "lo mejor es enfocar sólo esa zona para que no se os identifique el rostro en ningún momento y protegeros así de posibles hackers". 

*Para poner un toque 'picante' al encuentro, puedes tener cerca de ti crema corporal, aceite o pintalabios rojos.

5. Di hola a las fantasías sexuales

¿Sabías que según los resultados del 7º Barómetro 'Los jóvenes españoles y el sexo', elaborado por Control, un 38,9% de los encuestados afirma utilizar Internet para practicar cibersexo, una práctica mucho más común para los hombres (47,1%) que para las mujeres (30,7%)?

Abre tu mente para contemplar el sexo desde un punto de vista diferente: Para tener cibersexo, las fantasías son indispensables y recurrir a ellas nos ayudará a que el encuentro sea aún más inolvidable. Así que no te sientas mal si entran en la ecuación, invítalas a que estén y a que sean parte de este juego de seducción.

Juguetes sexuales

¡Esto empieza a ponerse interesante! Para darle ‘vidilla’ al asunto, recurre a un apoyo extra con juguetes sexuales como vibradores (para estimular el clítoris, el punto G o los plugs anales), látigos o dildos y que empiece el espectáculo. 

Aunque todavía existan hombres que siguen viéndolo como una especie de 'competencia sexual' que no quieren introducir en vuestros momentos ‘hot’, éste puede convertirse en el momento en que cambien de opinión... Y será el aliado perfecto para ambos. En concreto, te recomendamos:

- Fundawear: Se trata de una aplicación de Durex que permite tocarse a través de Internet gracias a unos motores vibratorios en la ropa interior que hacen que se pueda sentir al otro (disponible en versión masculina y femenina).

- Klic Klic: Un juguete erótico que promete vivir una experiencia de lo más parecida al encuentro cuerpo con cuerpo. "Incorporan más geometrías que la vagina normal, de la misma forma que también presenta una curvatura mayor que un pene, a la vez que es más marcado", aseguran sus creadores. 

¿Cómo funciona? Klic Klic capta el movimiento que realizáis cada uno de vosotros y lo devuelve según el grado de intensidad que consideréis, de tal forma que tu pareja pueda activar el vibrador cuando quiera y darte placer.

Y no olvides recurrir al 'sexting': Un reciente artículo del Huffinton Post concluye que el 'sexting' (envío de mensajes e imágenes eróticas a través del teléfono móvil o Internet) puede ser una vía para construir intimidad en la pareja. Por eso, prueba a seducir con mensajes de texto, audios, imágenes o vídeos antes de empezar para ir subiendo la temperatura.

6. Usa ropa fácil de quitar

Dejar volar nuestra imaginación y meternos en la piel de un auténtico actor digno de un Óscar es un factor esencial en el cibersexo. Olvídate de tus mejores galas y recurre a prendas fáciles de manejar (y sobre todo de desabrochar). Los botones, por ejemplo, requieren ir uno a uno para quitarlos y añadirás así un extra de emoción en el ambiente.

También puedes recurrir a los disfraces sexys (y fáciles de quitar) como de enfermera o su heroína favorita... O prueba con un corsé con ligas y mucho encaje.

7. Conoce vuestros cuerpos

¿Qué le gusta a tu cuerpo? ¿Qué le excita? ¿Y viceversa? Conocernos bien es un requisito para poder guiar al otro en darte placer (estés o no a distancia). Así que empieza a explorar tu cuerpo ahora que tienes tiempo, incluso si crees que ya lo conoces todo seguro que queda algún rincón por descubrir… Y aprovecha para sacarle todo el partido a tu relación a distancia.

Notting Hill

8. Y lo más importante: protege vuestra intimidad 

Asegúrate de que nadie te esté grabando y que no hay forma de poder espiar vuestra conversación. Protege tu ordenador o móvil, así como los archivos que decidas guardar posteriormente… Y recuerda que la webcam podría ser hackeada, así que máxima protección.

PD. Sabemos que durante estos días lo de tener intimidad es una tarea casi imposible pero procura y comprueba que nadie pueda escucharte (y tira de pestillo)... porque que estés cómoda será un requisito imprescindible para que puedas disfrutar. Ya lo decía Margarita Riviére: "Lo virtual nos ha abierto una nueva perspectiva mental"...

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios