Compartir
Publicidad

De pastor a modelo y de modelo a pastor

De pastor a modelo y de modelo a pastor
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cuando una persona normal salta a la fama es díficil balancearlo, es díficil salir de lanónimato a ver tu rostro en miles de lugares, revistas, televisión, espectaculares; esto le sucede a diario en todo el mundo a cantantes y actrices o a "famosetes". Sin embargo, es todavía más díficil cuando vives en medio de la sabana africana y todo el mundo conocido se reduce a tu ganado y ni de lejos sabes lo que significa ser el rostro de una campaña internacional de marketing.

Esta es parte de la historia de Keseme Ole Parsapaet, por supuesto que nadie recordará su nombre, pero si les digo que es el modelo maasai que apareció con Gisele Bundchen en una campaña internacional e incluso en las páginas de Vogue a casi nadie le es desconocido.

Sin embargo, el joven proveniente de un pequeño pueblo llamado Oloomunyi, a las afueras de Nairobi, nunca tuvo que lidiar con el problema de la fama, pues para él la experiencia fue grata pero nunca quizo convertirse en un modelo a tiempo completo y tras la sesión de fotos en Londres con la top model volvió a su pueblo a seguir cuidando sus cabras.

Es el primer hombre del mundo que estando con una diosa como Gisele sólo piensa en su ganado y en su pueblo de orígen. Y aunque su rostro pasará a la posteridad como parte de la campaña Product Red, en que Gap, Emporio Armani, Converse y American Express donan las ventas de ciertos articulos a una causa benéfica a iniciativa de Bono de U2, Parsapaet sólo guardará de su buena fortuna dos fotografías, la suya con Gisele y otra de la modelo dedicada para él.

Una oportunidad que el maasai aprovecho para ganar 5 mil dólares, que es lo que ganaría vendiendo ganado en siete años, con lo cual ha construido una cabaña de estaño para su esposa y dos hijos, ha comprado más ganado y un camión con remolque para transportarlos. Tiene sus prioridades muy bien colocadas y a pesar de su 1,88m de estatura y sus rasgos finos que podrían haberlo convertido en un fenómeno mundial, Parsapaet se mantiene con los pies bien firmes en tierra.

Vía | Reforma En Trendencias | Gap Red, ¿puede una prenda cambiar al mundo?, Converse contra el SIDA: zapatillas como vehículo para el cambio

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos