Cómo llevar un vestido de novia en avión sin que sufra en el camino según varios profesionales del sector nupcial
Propuestas y consejos

Cómo llevar un vestido de novia en avión sin que sufra en el camino según varios profesionales del sector nupcial

A causa de la pandemia muchas bodas se han aplazado para poder celebrar la fiesta con la máxima "normalidad" posible. Ahora que todo parece estar un poco más tranquilo, las novias se animan a reanudar los enlaces. Las bodas destino son una opción muy popular (desde Bodas.net nos explican que "suponen ya un 15% de las bodas que los profesionales del sector nupcial organizan en nuestro país"), aunque también existe la posibilidad de que vivas lejos de tus familiares y amigos y de que tengas que coger un avión para disfrutar con ellos de este día tan especial.

Encontrar el vestido de boda perfecto es toda una odisea y es normal que el traslado en avión nos dé respeto. No queremos que nuestro diseño sufra ningún desperfecto ni deseamos volvernos locas en el intento, así que estos consejos de manos de profesionales de la industria te pueden ser de gran ayuda para lograr este objetivo.

Habla con la aerolínea

Primero de todo recomendamos que hables con la aerolínea con la que vayas a volar. Deberías tener claro las restricciones de equipaje y si en el avión en el que vas a volar disponen de algún tipo de armario o espacio de almacenaje para piezas especiales. Eduardo Andés, diseñador Haute Couture, nos explica a través de Bodas.net que "la tripulación tiene para ellos un armario vertical donde puede ir perfectamente colgado", aunque es una opción que quizás no siempre esté disponible.

Además, cada compañía estipula un tamaño y un peso diferente para el equipaje de cabina y para el facturado, así que es mejor tener claro estos datos antes de decidirnos por una u otra opción. Asimismo, muchas aerolíneas ofrecen opciones para equipaje especial, como instrumentos o material deportivo. La mejor opción es realizar la consulta vía telefónica, ya que a veces la información que encontramos en la web puede resultar confusa.

porta trajes

Compra un asiento para tu vestido

Puede sonar a locura, pero una forma de tener el vestido a mano en todo en momento es adquirir justo el asiento contiguo al tuyo en el avión. Para llevarlo, Eduardo Andés nos aconseja colocarlo "completamente estirado". Puedes cubrirlo con una funda especial para que no sufra roces u otras agresiones externas.

Normalmente la propia tienda nupcial te ofrece una funda para tu diseño, pero si es un modelo que no cuenta con una cubierta exclusiva tranquila, existen varios modelos económicos en portales como Amazon.

Gabkey Vestido de Novia Cubierta – Transpirable Tela no Tejida, protección contra el Polvo y la Suciedad

Gabkey Vestido de Novia Cubierta – Transpirable Tela no Tejida, protección contra el Polvo y la Suciedad

El mismo diseñador nos comenta que los asientos "salen un 60 % más barato cuando es para un objeto o prenda", aunque recomendamos que consultes con tu aerolínea si existen tarifas especiales para viajar con piezas delicadas que ocupan su propio asiento.

Hemos buscado información al respecto y en Air Europa leemos que un portatrajes "no está permitido como equipaje de mano con lo cual se tendrá que facturar. En caso de que se quiera llevarlo a bordo habrá que gestionarlo como equipaje voluminoso en cabina por lo que se tendrá que reservar un asiento adicional". De nuevo, proponemos la consulta de las opciones de cada compañía para no encontrarte con ningún contratiempo a última hora.

friends boda

Súbelo al avión como equipaje de mano

Muchas compañías no aceptan un portatrajes como equipaje de mano, pero sí una caja correctamente habilitada. Eso sí, avisa a la tripulación de que es material delicado. Laura Monge, diseñadora de Laura Monge, apunta que pidamos que "vaya en un hueco extendido sin que nada lo pueda aplastar".

La misma diseñadora apunta que "si se trata de un vestido con mangas de seda, o con muchos detalles, se puede armar por dentro con tul o papel de seda para que no se aplaste y mantenga la forma en todo momento", como ella misma ejecuta con sus diseños.

Volviendo al tema de las cajas, Mireia Solsona, diseñadora y fundadora de Mimètik Bcn, recomienda optar por "una caja resistente, de doble cartón y con imanes". Con muchas posibilidades puedan ofrecerte una caja que cumpla con tus necesidades en la tienda o el taller donde adquieras el vestido, pero al igual que con las fundas existen varios modelos en el mercado.

Caja para Vestido de Novia Estándar Tradicional 50 x 75 x 15 cm (profundidad), 'CHELSEA IVORY'

Caja para Vestido de Novia Estándar Tradicional 50 x 75 x 15 cm (profundidad), 'CHELSEA IVORY'

Acuérdate de embalar bien la caja para que no se abra en ningún momento y plancha el vestido al llegar a tu destino si ha adquirido arrugas indeseadas.

Embárcalo y que viaje en la bodega del avión

Finalmente, otra opción es embarcar el vestido como si fuese una maleta de gran tamaño. En este caso, puedes jugar a las muñecas rusas y meter la caja en cuestión (con las características que ya hemos comentado) dentro de una maleta de gran tamaño. Así, tendrás doble protección. Eso sí, aquí existe la posibilidad de que la maleta se pierda.

¿Ya has decidido qué alternativa es la que mejor encaja con tus necesidades? Recuerda, hablar con la aerolínea es clave para conocer todas las alternativas y precios que están a nuestro alcance.

Nota: algunos de los enlaces aquí publicados son de afiliados. A pesar de ello, ninguno de los artículos mencionados han sido propuestos ni por las marcas ni por las tiendas, siendo su introducción una decisión única del equipo de editores.

Fotografía de portada | @mariafrubies

Foto | @chiaraferragni, Friends

Temas
Comentarios cerrados
Inicio