Publicidad

Más de 1.500 investigadoras españolas se unen en una base de datos para reclamar su lugar en la ciencia

Más de 1.500 investigadoras españolas se unen en una base de datos para reclamar su lugar en la ciencia
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

La presencia de mujeres científicas en la divulgación pública es escasa. Si nos fijamos en los datos que arrojan tres de los eventos de mayor relevancia como son Naukas, Desgranando ciencia y Jot Down Ciencia vemos que la participación de mujeres fue solo de un 30%, 23% y 24% respectivamente en 2016.

Sin embargo, esto podría tener los días contados. Al menos eso es lo que pretende combatir la base de datos de mujeres investigadoras y tecnólogas que acaba de lanzar la asociación sin ánimo de lucro AMIT, en colaboración con La Sexta y Atresmedia.

AMIT lleva desde el año 2002 defendiendo los intereses y la igualdad de derechos y oportunidades de las mujeres españolas que trabajan en los campos de la ciencia y la tecnología. “Crear un buscador de este tipo había sido un deseo, casi un sueño, desde el principio”, nos cuenta Victoria Toro, directora de comunicación de la asociación, vía telefónica.

Lo era porque sabían que hay cierta dificultad a la hora de buscar mujeres especializadas. “Encontrar expertas requiere un esfuerzo y eso provoca que estén muy subrepresentadas en los medios de comunicación y, en general, en cualquier forma de comunicación pública de la ciencia”.

Desde AMIT esto lo achacan a dos factores. Por un lado está el machismo estructural que hace que se acuda a un hombre por simple inercia. Por otro, la autoexigencia de las mujeres. “Está estudiado que, muchas veces, pensamos que no estamos preparadas para hacer algo que un hombre en las mismas circunstancias sí considera que lo está”.

Con la base de datos no solo consiguen dar visibilidad y facilitar la búsqueda de estas expertas a los medios de comunicación sino animarlas mediante la presencia de otras mujeres dispuestas a hablar.

Por esta razón, cuando anunciaron el proyecto y abrieron la inscripción, temían no tener suficientes solicitudes para hacer una buena base de datos, que solo funciona si es amplia y completa. No fue así y Victoria recuerda cómo, al día siguiente de abrirla, empezaron a llegarles solicitudes a centenares.

Ahora se ha inaugurado con más de 1.500 científicas, investigadoras y tecnólogas inscritas, lo que consideran una cifra altísima. No obstante, este número seguirá aumentando porque la base está viva y el periodo de inscripciones no se va a cerrar en ningún momento para que siga nutriéndose constantemente.

Según el informe Científicas en Cifras 2015, elaborado por el Ministerio de Economía, Industria y Competitividad, los logros científicos y presencia de las mujeres en laboratorio y universidades de todo el mundo es cada vez mayor. Aunque, como también revela el mismo informe, aún solo el 39% del personal investigador en España es femenino y la media europea es del 33%. Su presencia es incluso menor liderando grupos de investigación o dirigiendo instituciones científicas y universidades.

Con el objetivo de revertir las situaciones que colocan a las mujeres científicas y universitarias en una posición desfavorable, el Consejo de Ministros aprobó la semana pasada un real decreto para poner en marcha el Observatorio "Mujeres, ciencia e innovación".

Desde AMIT se suman a la causa haciendo un llamamiento a todas las investigadoras para que se inscriban en su base de datos y, de este modo, contribuir a poder darles a las mujeres el sitio que de verdad ocupan en la ciencia española.

FOTO: Interstellar.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir