Compartir
Publicidad

El imperio de las Olsen, de gemelas en 'Padres Forzosos' a 10 años de alta moda

El imperio de las Olsen, de gemelas en 'Padres Forzosos' a 10 años de alta moda
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En los últimos años, fotógrafos, actrices y estilistas han jugado a ser diseñadores, los diseñadores han jugado a ser fotógrafos y las modelos, a dirigir revistas. Ya no hay límites en los puestos de la industria pero el mundillo de la moda sigue siendo reticente a que actrices y celebrities se hagan diseñadoras.

Muchos son los casos de celebrities que se han sumergido en el mundo de los patrones y las telas, pero solo dos han tenido éxito: Victoria Beckham y The Row, la firma de Mary-Kate y Ashley Olsen que este año cumple 10 años.

10 años de sorpresa

The Row es la niña mimada de Mary-Kate y Ashey Olsen, la joya de la corona de ese imperio que manejan desde los 18 años y en el que ejercen todos los roles posibles (diseñadoras, directoras creativas, estilistas y sobre todo, jefas)

Han pasado casi treinta años desde que se hicieron famosas con su rol en la serie Padres Forzosos. En esos años de éxito, Mary-Kate y Ashley se dedicaron a construirse a ellas mismas como marca, a hacerse famosas por quiénes eran y no por lo que hacían, pero cuando el diseño llamó a sus puertas, cambiaron las tornas.

S1 3

Los comienzos y el estilo The Row

La idea de The Row comenzó a tomar forma cuando las hermanas dejaron Los Ángeles para estudiar en la Universidad de Nueva York en 2004. El nombre proviene de Savile Row, la calle en Londres de la sastrería a medida y por ello su primera prenda fue una sencilla camiseta blanca, pero de una calidad excelente y que quedaba bien a las mujeres de cualquiera talla o edad. Pese a los 300 dólares que costaba cada una, se vendieron como rosquillas.

La primera colección que presentaron las hermanas en 2006 estaba formada únicamente por siete piezas entre las que se encontraban la ya famosa camiseta, unos leggings o un vestido de algodón y un vestido de cashmere.

The Row Primavera 2015
The Row Primavera-Verano 2015

The Row es una firma de lujo con un estilo minimalista y atención al corte de las prendas

La calidad de los materiales, el espíritu minimalista y la atención al corte y los detalles son las líneas maestras de las prendas de The Row, una firma que apuesta por el lujo atemporal, prendas versátiles que constituyen el fondo de armario, una forma de pensar muy influenciada por la forma de vestir masculina en la que menos (cantidad) es más.

Y es que las Olsen no lo ocultan, The Row es una firma de lujo por eso sus desfiles son de lo más exclusivos de la Semana de la Moda de Nueva York, con las propias Mary-Kate y Ashley sentadas junto a los invitados explicando la colección y la mayoría de las prendas se acaban haciendo a medida para sus clientas habituales.

La mujer The Row

Lauren Hutton The Row

¿Quién puede pagar las prendas de lujo? Las mujeres adultas, entre los cuarenta y sesenta años, y precisamente ese el target de The Row. Mary-Kate y Ashley Olsen no se han caído de un guindo, llevan muchos años en esto aunque sea de manera colateral y saben que centrándose en esa horquilla de clientes, The Row tendrá cuerda para rato. De hecho, durante los peores momentos de la crisis económica, la firma siguió creciendo.

Las mujeres adultas son las que pueden permitirse esa ropa, y las Olsen lo saben

Que mujeres como Keri Russell o la modelo Lauren Hutton, a la que hemos visto en varias ocasiones acompañando a las gemelas, lleven prendas de la firma, no evita que mujeres más jóvenes también quieran llevar sus diseños. Y es que para los básicos no hay edad.

Crítica y público a sus pies

Una buena trayectoria tiene también su recompensa y en el caso de las Olsen, el reconocimiento ha venido de la mano del Council of Fashion Designers of America o CFDA quien ha premiado a la The Row en dos ocasiones, en 2012 se hicieron con el premio a diseñadoras del año por delante de Marc Jacobs o Proenza Schouler, y en 2014 como mejor firma de accesorios.

Shot 13 006 Final

Pocos son los grandes almacenes o tiendas de lujo que se resisten a vender los diseños de Mary-Kate y Ashley en sus tiendas: Barneys, Bergdorf, Neiman Marcus, Matches, Selfridges, Le Pritems…. la lista es muy larga y a ella hay que añadir la primera tienda de la firma que abrieron el pasado mayo en Melrose Avenue (Los Ángeles).

Larga vida a The Row. Y por muchos años.

Mary-Kate y Ashley Olsen en Trendencias

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos