Compartir
Publicidad

Jessica Stam, camaleónica de las pasarelas

Jessica Stam, camaleónica de las pasarelas
Guardar
13 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Jessica Stam se ha convertido en una de las grandes tops de la moda en tiempo record. De mirada felina, o mejor dicho de rostro leonil, es una de las modelos más bellas y también de las más cotizadas gracias a campañas como las de Dior, Bulgari o Dolce & Gabbana.

Nacida en abril de 1986 en Canadá, con casi 23 añitos está ya entre las mejores pagadas de la pasarela, siendo una de las cabezas visibles de la nueva hornada de supermodelos para los próximos años junto a modelos de la talla de Natasha Poly, Sasha Pivovarova, Gemma Ward o Coco Rocha, entre otras.

jessica stam

De vocación dentista, se crió en una granja junto a sus seis hermanos (imagen superior), donde pasó casi toda su infancia. Su llegada al mundo de la moda, fue curiosa, fue descubierta en una cafetería por Michèle Miller, directora de una de las agencias de IMG en Canada, cuando tenía tan sólo 15 años.

La belleza de Jessica Stam, y sobre todo ese rostro frágil que tanto se estaba empezando a ver en las pasarelas llamó la atención de la agente que consiguió invitar a un café a Jessica para convencerla de sus posibilidades en el mundo de la moda.

Aceptó la oferta con el permiso de sus padres, que siempre la apoyaron en todo momento, con la condición de que siguiera con sus estudios a distancia.

jessica stam

A pesar de que trabajaba de modelo, los trabajos eran puntuales y de poca importancia a nivel prácticamente regional. Su situación no satisfacía a Jessica que, para que negarlo, por aquel entonces la moda no era una de sus grandes pasiones.

Un año más tarde decidió probar suerte en el concurso L.A. Model Look. Todo un posible escaparate para dar el salto en el mundo de la moda que Jessica supo aprovechar, ya que fue la ganadora del certamen. Era el 2002 y Jessica contaba con tan sólo 16 años. La carrera profesional de nuestra protagonista comenzaría a dar un giro de 180º y se trasladaría a Nueva York.

jessica-stam

A finales del 2002 ya la veríamos desfilar en la New York Fashion Week, aunque para diseñadores de segunda fila, como Michelle Janks, Morgan o Richard Tyler entre otros.

Aunque si para alguien no pasó desapercibido fue para Marc Jacobs, que ya la quería tener para sus próximos desfiles del 2003. Fue sin duda su primer salto al gran nivel y a partir de ese momento las grandes puertas de la moda comenzarían a abrirse. Tal era la admiración de Marc Jacobs por Jessica Stam que más adelanta acabaría diseñando un bolso con su nombre, “The Marc Jacobs Stam“ que acabaría convirtiéndose en todo un “it bag”.

jessica stam

Otra persona a la que Jessica no pasó desaperciba a su llegada a Nueva York fue Steven Meisel. El hombre que puede decidir el destino de una modelo con tan sólo un click. Steven quedó prendado de Jessica y de su fotogenia, convirtiéndose en una de sus musas. Prueba de ello son las dos portada de Vogue Italia que Steven realizó con Jessica en Septiembre y en Noviembre del 2003 y que fueron claves para su despegue internacional.

En el 2004 da el salto a París y Milán. La veríamos desfilar para Miu Miu, Louis Vuitton, Chanel, Dolce & Gabbana y Hermes entre otros. Incluso veríamos hacer sus primeros pinitos en el mundeo del celuloide, en este caso en un extraño corto llamado Agent Orange.

jessica stam

Pero sería en el 2005 cuando comienza el boom Jessica Stam. Su número de desfiles comienza a subir notablemente y ya sobrepasan los 60 por temporada. Era la modelo del momento, y las campañas publicitarias comienzan a lloverla por todas partes.

En el 2006 se convierte en imagen de H&M, Eau de Rochas, Giorgio Armani y del perfume de Anna Sui en el 2006, protagonizando este spot promocional de más de 4 minutos de duración.

El 2007 no haría más que confirmar su gran momento sobre las pasarelas, convirtiéndose en una de las mejores pagadas, abriendo y cerrando desfiles como el de Valentino o John Galliano en París. Además se convierte en angel de Victoria’s Secrets y aumenta su nómina de campañas publicitarias con Christian Dior, Bulgari, Lanvin, Cavalli, DKNY, Loewe y Miss Sixty entre otros. De record.

Mucha gente aseguraba que tanto éxito podría pasarle factura, pero nada más lejos de la realidad. Si bien el 2008 fue un año con menos carga en cuanto a trabajos de pasarelas, tampoco se queda corta rozando los 40 desfiles por temporada y protagonizando innumerables portadas que la confirman como una de las grandes topmodels actuales. Lo que sí disminuiría sería su número de campañas publicitarias, quedándose tan sólo con la del perfume Onde de Armani y la de Dolce & Gabbana.

jessica stam

Por cierto, espectacular cambio de look en la campaña de Armani, dejando de manifiesto que es una de las modelos más camaleónicas de la actualidad, algo que en mi opinión le ha valido para mantenerse durante estos años en lo más alto.

El 2009 era toda una incógnita, no se sabía si Jessica Stam podría aguantar este ritmo y su descenso en campañas pasaría factura en su número de desfiles, pero las dudas han sido disueltas rapidamente, la canadiense vuelve con más fuerza que nunca, desfilando en las principales pasarelas hace tan sólo unas semanas. Además vuelve a ser imagen de Bulgari y también lo será este año de Blanco y Gap. Afortunadamente parece que tendremos Jessica para rato.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos