Compartir
Publicidad
Publicidad
Así es Irulea, la firma española que viste a la nueva princesa de Inglaterra
Moda Famosas

Así es Irulea, la firma española que viste a la nueva princesa de Inglaterra

Publicidad
Publicidad

Ayer pudimos leer en la prensa del corazón una noticia que dejaba entrever que María Teresa Turrión Borrallo, la nanny española del príncipe George de Inglaterra había confiado en Irulea, una tienda española, a la hora de adqurir el modelito que luciría el segundo hijo de los duques de Cambridge a su salida de la clínica después de su nacimiento.

La capotita de la realeza más española

Charlotte Irulea

Esta mañana nos hemos puesto en contacto con Ayago Villar —la actual gerente, junto con su hermana, de Irulea, un negocio familiar fundado en el año 1932 por su abuela— para que nos explicara si la noticia que se había filtrado era cierta. Ayago me atendió con muchísima amabilidad, y me explicó cómo había sido la secuencia de lo acontecido en realidad.

La capotita de la princesa Charlotte era una prenda que les había sido encargada hacía un par de meses, junto con otros artículos propios de canastillas de bebés
Hermanasvillar

Al parecer, unas buenas clientas de la tienda las llamaron para decir que habían visto las primeras fotos de la princesa Charlotte de Inglaterra, y que estaban prácticamente seguras de que la capotita que lucía la pequeña a la salida de la clínica procedía de Irulea. Lógicamente, compraron la revista y comprobaron que, efectivamente, era una prenda que les había sido encargada hacía un par de meses, junto con otros artículos propios de canastillas de bebés.

Lenceria

Como se trataba de un encargo que se hizo a mano, no fue difícil tirar del hilo, ¡y nunca mejor dicho! y averiguar quién lo encargó y cuándo. Ayago insistió mucho en aclarar que se han publicado, y se han dejado entrever, muchas cosas que nunca salieron de su boca. Sin embargo, me confirmó que, efectivamente, el primer contacto había sido teléfonico, y que la persona que les llamó les comentó que les quería hacer este encargo porque su tienda le había sido muy bien recomendada.

Irulea, tradición y calidad desde San Sebastián

Camison

Irulea está en San Sebastián, para más señas en la calle Mayor, en el casco viejo de la ciudad justo en medio, detrás del ayuntamiento y de la Basílica de Santa María. En palabras de Ayago, se trata de un comercio hermoso, de 150 metros cuadrados, que empezó realizando ajuares para las novias, y que luego fue especializándose en camisones y batas para las recién casadas y para las futuras mamás para que pudieran recibir de forma elegante a las visitas cuando estas iban a visitarlas a las clínicas con motivo del nacimiento de sus hijos.

Cochecito

Por aquel entonces no existían las grandes cadenas comerciales, y todas estas cosas había que encargarlas, pero en la actualidad existen dos líneas: una de gama alta —que es la más conocida, porque también es la que luce más—, y luego otra de gama media sencilla a precios mucho más asequibles.

Con el paso del tiempo, también se fueron diversificando. Ayago y su hermana son la tercera generación que dirige este negocio. En la actualidad, además de las sábanas, toallas y exquisita lencería que se puede adquirir por encargo, existe también ropa para niños de hasta 7 años de edad, bañadores infantiles, trajes de bautizo y comunión, y todo lo relacionado con el mundo del bebé desde canastillas (trajecitos, chaquetitas, patucos, camisitas, baberos), a faldones para cunas, cubrecoches, sacos de sillas, mantas, toquillas, sabanitas, y resto de mobiliario infantil.

Tarjeta

Lo que más me llamó la atención es que todavía hoy tienen clientes que les traen, por ejemplo, un plato de una vajilla para que les borden un mantel a juego; o el azulejo pintado de un cuarto de baño para que les borden las toallas con ese mismo dibujo y les añadan las iniciales de sus dueños. Cosas que quizá para algunos puedan parecer de otra época pero que son reflejo de una exquisitez y de un savoir-faire indudables.

Tanto es así que Ayago me comentó que al estar tan cerca de la frontera francesa, tienen muchos clientes que vienen ex profeso desde allí para comprarles ropa. En verano, también reciben la visita de muchos madrileños.

Concha

Para aquellas a quienes todavía se les de muy bien la costura y el nido de abeja, y les encante hacer vestiditos para sus hijas o nietas también venden telas (como las de Liberty), y puntillas por metros. Antiguamente recibían el lino de Holanda y de Suiza, la seda del norte de Italia o el algodón de Francia, pero ahora todo se ha globalizado y ya no hay fronteras. Como es lógico, no quiso darme el nombre de sus proveedores, pero eligen siempre de lo bueno lo mejor.

Siempre se ha dicho que la gente del norte de España tiene mucho estilo y viste fenomenal. No es extraño, por tanto, que esta merecida fama traspase fronteras, y no sólo la de los Pirineos. En honor a la verdad, hay que decir que la princesita estaba monísima, y que se parece un montón a su hermano.

Sitio oficial | Irulea
En Trendencias | La nueva princesa británica ya tiene nombre: Charlotte Elizabeth Diana

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos