Compartir
Publicidad
Publicidad

El gabinete de trabajo de las Carrillo inspirado por el Gran Mogol

El gabinete de trabajo de las Carrillo inspirado por el Gran Mogol
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Ayer durante mi visita a Casa Decor 2014 me sentí inmediatamente atraída por un espacio que ya, desde la puerta, irradiaba una luz especial que invitaba a entrar en lo que parecía un gabinete de trabajo inspirado por el Gran Mogol.

Dentro, descubrí - rodeadas por infinidad de muestras y papeles - a las famosas hermanas Carrillo (Laura, Vicky, Carmen y Lola) atablées, como dirían los franceses, a la manera de los caballeros de la mesa redonda del rey Arturo.

Sofa

Laura me explicó que habían querido recrear un espacio de trabajo a mitad de camino entre oriente y occidente, en donde los materiales y texturas cobrasen protagonismo, pero sin demasiadas alaracas.

Como esa impresionante mesa de trabajo de la que os hablaba al principio, parecida a la que tienen en su estudio, de forma circular - sin adornos ni lacas -, fabricada en madera desbastada haciendo un contraste precioso con un espectacular abanico cromático formado por la pintura con la que habían revestido las paredes, y por los asombrosos y ricos tejidos de las cortinas y de las tapicerías.

Biombo

De lo que no cabe la menor duda es de que, en este espacio, los protagonistas absolutos son los colores en tonalidades cítricas que van desde los pomelos a los corales pasando por el clásico color azafrán que tanto nos retrotrae a antiguas dinastías chinas; sin olvidar el toque del azul-gris celadón típico de los tibores y esmaltes orientales.

Toda esta alegría cromática no hace sino resaltar, aún más si cabe, un gran cuadro abstracto que, prácticamente, ocupa una de las paredes, firmado por el pintor Juan Talavera.

Sisters

Como el objetivo consistía en recrear el ambiente de un gabinete de trabajo, el guiño a ciertos detalles como la librería de libros recién usados - como me explicó con mucha gracia Laura -, o todos esos proyectos de decoración distribuidos por toda la mesa cumplían a la perfección la tarea que les había sido encomendada.

Me rechifló el diván de anticuario tapizado en un atrevido terciopelo naranja, y la alfombra de ocho metros realizada en una sola pieza. También los biombos decorados con diseño geométrico. Todo era muy coherente y muy armónico, desde la iluminación indirecta a los pequeños objetos decorativos. Y, ¿qué me decís de ese repostero y es puf tapizados con chinitos? ¡Los quiero!

Más información | Casa Decor

En Embelezzia | Asistimos a la inauguración de Casa Decor 2014

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos