Tres motivos (insolidarios y un poco tiquismiquis) para coger siempre los productos del fondo en el supermercado

Nada en un supermercado queda al azar, están diseñados para condicionar nuestras decisiones de compra sin que nos demos cuenta

Eduardo Soares E4empx91aj4 Unsplash
Sin comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail

Los supermercados están diseñados al milímetro para condicionar nuestras decisiones de compra sin que nos demos cuenta. Desde la disposición de los productos hasta los colores y pasando por la iluminación. Nada es casualidad. Por eso, si queremos que nuestra compra sea la mejor compra posible, no podemos dejarnos llevar por la inercia ni movernos por los pasillos con el piloto automático. Tenemos que ser muy conscientes de cada una de nuestras acciones. Sin embargo, no te abrumes, puedes empezar por un sencillo paso: coger siempre el producto del fondo de la balda.

Más tiempo

Aunque puede considerarse un acto insolidario, coger el producto del fondo es llevarse a su casa un mejor producto por varias razones. La primera de ellas tiene que ver con la fecha de caducidad. Y es que, los productos que se encuentran más a la vista y, por lo tanto en las primeras posiciones, son también aquellos que están más cerca de su fecha de caducidad. Esto se coloca así porque son los primeros que suele coger la clientela. Así que, cogiendo los envases traseros estaremos llevándonos a casa aquellos que se han repuesto más recientemente. Esto se traduce en ganar unos dos, tres y hasta cuatro días más de fecha de caducidad al producto.

Menos manoseados

Franki Chamaki Ivfp Yxzuyq Unsplash Franki Chamaki

Otro motivo es que han estado menos expuesto a la manipulación o, dicho de otro modo, al toqueteo de los clientes. Y ya sabemos que siempre hay quien abre los envases para ver cómo son en textura, olisquean los detergentes o acaban devolviendo unos yogures a la nevera tras haberlos paseado por todo el supermercado. De este modo, un producto sacado de las filas traseras siempre estará más a salvo habrá estado más protegido de toda esta actividad.

¿Menos gérmenes?

En esta lista de motivos hemos ido de forma ascendente de menos a más tiquismiquis. Así que este va a gustar a los más germenófobos. Y es que, el último y paranoide motivo para optar por los productos traseros es reducir los gérmenes acumulados en los envases con el tiempo y el manoseo. Al fin y al cabo, son los que menos tiempo llevan expuestos y a los que es más difícil acceder. Eso sí, recordemos no perder la cabeza que ningún pack de natillas tiene la capacidad de pegarnos la covid.

Foto de portada | Eduardo Soares

En Trendencias | Pan de verdad: 17 panaderías artesanales de Madrid donde comprarlo

En Trendencias | Las 15 mejores pastelerías de moda que no debes perderte en Madrid

En Trendencias | Siete ensaladas que lucirán en tus menús de Navidad

Inicio