Publicidad

Probamos el bálsamo labial Keims al Té rojo y mimosa

Probamos el bálsamo labial Keims al Té rojo y mimosa
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Sigo descubriendo nuevos cosméticos de mi caja GlossyBox, esta semana he estado utilizando el bálsamo labial al Té rojo y mimosa de Keims.

En verano suelo utilizar a diario un labial, ya sea una barra de labios o un gloss. Será que en verano apetece más. Sea como sea, en otoño abandono a menudo mis labiales y los labios se resienten. Es el momento para utilizar un bálsamo labial.

Una de los pros es que puedes utilizarlo solo o bajo la barra de labios. En cuanto veas que tus labios están secos o cortados por el frío, aplícate uno antes del color. Te avanzo que el de Keims es ligero así que no tendrás la sensación pegajosa que tienes en mente.

Los cuidados cosméticos de la marca están catalogados por tándems de ingredientes afines por sus propiedades y olor. Son cuatro líneas: Oliva & Karité, Menta Piperita & Macadamia, Ylang-Ylang & Hammamelis. Mi bálsamo está en la línea Té rojo & Mimosa. Los olores es una característica muy importante del cosmético: puede gustar o desagradar independientemente de su eficacia.

keims labios

Ingredientes y propiedades

Vamos a repasar qué hacen los ingredientes activos principales del bálsamo:

  • Té rojo: rico en Vitamina C, le confieren propiedades antioxidantes. Una buena razón para beber infusiones de este té.
  • Mimosa: tiene varias propiedades interesantes para cuidar la piel de los labios. Es anti-inflamatoria, antibacteriana y regenerativa. No entiendo por qué no se utiliza más en cosmética.
  • Ginko Biloba: un gran aliado de belleza de la piel. Refuerza el poder antioxidante de la línea. Es revitalizante, estimulante y reafirmante.

Sigue la lista con agua termal, aceite de ricino, Vitamina E, Uña de gato, naranja, Cardo Mariano y mango. Se añade al producto un filtro solar SPF 15 y se presenta como un bálsamo labial regenerador extraordinario. El tubo contiene 10 ml. y cuesta 6,80 euros. Su pequeño tamaño es ideal para llevar en el bolso a todas partes.

Mi experiencia: pros y contras

Además de su tamaño viajero me gusta su textura nada pringosa. Algunos bálsamos tienen tal untuosidad mantequillosa que te preguntas si no será mejor comértelos sobre la tostada del desayuno. Éste es un gel fino que cuando lo aplicas sientes una capa finísima en la piel del labio. Y el plus es que no se pega el pelo a la boca si hace viento.

Hay que utilizar una cantidad pequeñísima, una mini-bolita es suficiente. La pena es que el brillo tipo gloss que aporta desaparece en poco tiempo. Una lástima porque el brillo pulposo transparente que le da a los labios es muy favorecedor. Les da volumen y el resultado es muy sexy. ¡Por favor, necesito que el brillo dure más!

La piel seca de los labios encuentra confort inmediato, desaparece la sensación de sequedad y se alisan las arruguitas. Pero de aquí a decir que es extraordinario hay un trecho.

Pero con lo que no puedo es con el olor. Esta es una cuestión totalmente personal pero es que me ofende, no huele nada bien. Me pasa con muchos productos a base de té. Es la razón por la que no repetiré.

Fotos | Cassiopée2010, Audringje, Aroma Italia
Más información | Keims
En Trendencias Belleza | Keims, mi gran descubrimiento este otoño, Bálsamo nariz y labios reparación intensa de Neutrogena

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir