Publicidad

Alimentación saludable: calorías negativas, un tema controvertido

Alimentación saludable: calorías negativas, un tema controvertido
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Ahora que nos encontramos en plena operación bikini todas buscamos cómo mejorar nuestra alimentación y cuidarla al máximo para llegar perfectas al verano. En medio de todas las dietas que se anuncian en esta época se encuentra el tema de los alimentos con calorías negativas.

Una vez más, partimos de la base de que los milagros no existen, y de que la mejor opción es llevar una alimentación saludable y practicar ejercicio de forma continua durante todo el año. Pero veamos cómo nos pueden echar una mano en nuestra dieta los alimentos con calorías negativas.

Los alimentos que contienen las llamadas "calorías negativas" son aquellos cuya digestión y asimilación de los nutrientes supone en nuestro cuerpo un gasto de energía mayor que las calorías que nos aportan. Son, en general, las frutas y verduras.

La clave para entender este concepto es saber que nuestro cuerpo consume energía al realizar ciertos procesos químicos, como el de la digestión y el metabolismo de los nutrientes que nos aportan los alimentos.

En cualquier caso, la comunidad científica no acaba de ponerse de acuerdo sobre el tema de las calorías negativas: todos los alimentos nos aportan calorías al consumirlos, eso está claro, y no por consumir estos alimentos vamos a adelgazar automáticamente.

Al final, el tema es el mismo de siempre: si consumimos menos calorías de las que nuestro cuerpo gasta (sumando nuestro metabolismo basal, que es la energía que el cuerpo necesita para llevar a cabo los procesos químicos, con la energía que necesitamos para llevar a cabo las tareas en nuestro día a día), dentro de una alimentación equilibrada, bajaremos de peso.

Por supuesto, no es cuestión de elegir sólo los alimentos que contienen calorías negativas: por suerte las frutas y verduras suponen un gran aporte de vitaminas, minerales y fibra, pero debemos recordar que nuestro cuerpo necesita otros tipos de nutrientes como proteínas o grasas que hay que aportar con otra clase de alimentos.

Igualmente, ojo a las cantidades que consumimos de estos alimentos: si al final del día el balance de calorías ingeridas es mayor al de calorías gastadas, no bajaremos de peso, por mucho que sólo hayamos consumido frutas y verduras.

Sí es cierto que es muy complicado pasarse del límite de calorías con estos alimentos, ya que su aporte calórico es muy bajo, pero puede verse modificado por el tipo de preparación del mismo. Intentad consumir los alimentos frescos, hervidos al vapor, cocidos o al horno: en cualquier caso fuera frituras, ya que los aceites aportan muchas calorías extra.

Los alimentos con calorías negativas pueden ser de gran ayuda, por ejemplo, si tenemos antojo de picotear algo. En ese caso, mucho mejor optar por cualquier fruta o verdura que por un snack industrial e hipercalórico.

Desde Trendencias Belleza os recomendamos una alimentación saludable: cinco comidas al día que nos aporten todos los nutrientes necesarios para llevar a cabo nuestras tareas. Y no os olvidéis del ejercicio diario y del descanso adecuado.

Imagen | Vanessa Jackman En Trendencias Belleza | Operación bikini en marcha: ¡nada de hacer locuras!

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios