Publicidad

Boda en el Pazo de El Drozo, en Anceis. El secreto mejor guardado

Boda en el Pazo de El Drozo, en Anceis. El secreto mejor guardado
Sin comentarios

Hemos visto (poco) de la que ya es la “boda del año”. Y eso es lo que más me ha llamado la atención. Fuentes desde Arteixo me confirman que el mismo viernes el padre y padrino de la novia, fue normalmente a trabajar hasta mediodía, como un viernes cualquiera.

Y esa ha sido la tónica de la boda de Marta Ortega y Sergio Álvarez, la normalidad. La Coruña se ha cerrado en un extraordinario mutismo en torno al enlace de la benjamina de su hijo predilecto. Pudiendo, no ha querido casarse en ninguna playa caribeña exótica, ni siquiera venirse a Madrid, como apuntaban algunos. ¿Por qué iba a hacerlo?

Garmendia y Arteta

Si por algo destacan los dueños de Inditex es por su sencillez. El Sr. Ortega, o Amancio, como se le conoce popularmente, no es el prototipo de de millonario que deja que sus negocios marchen solos, sino que, cada día, se marcha a trabajar a su fábrica de Arteixo, donde conoce a todo el mundo y todo el mundo le conoce.

Digna sucesora de su padre, Marta Ortega, a pesar su educación internacional, sus amistades high society y de vivir con todos los lujos, nunca ha destacado por llamar la atención, sino por su discreción. Se han casado en su tierra y sus vecinos han actuado con la misma naturalidad que ellos.

Onassis y Ortega

Los proveedores se han volcado con la hija del jefe, los mejores linos se han llevado a los bordadores más expertos para que cada mantel, cada servilleta de cócktail o de mesa lucieran las iniciales de los novios. Nada de encaje de Camariñas, me soplan, ¿de dónde se ha sacado eso la prensa?

El mejor hotel de La Coruña, el Finisterre, cerrado para los invitados al enlace, como Pablo Isla o la genial cantante Ainhoa Arteta, gran amiga de la novia, acompañada de su marido, Jesús Garmendia, quien entonó el Ave María, ¡eso sí es un lujo!. Y los “íntimos”, como es el caso de los Sres. de Miranda en la residencia privada de los Ortega (que mal rollo si nos secuestran a Athina Onassis).

Boceto traje narciso Rodriguez

Y como la novia de moda sabe un rato, tenía claro cómo quería su vestido y se lo encargó a uno de sus modistos de cabecera Narciso Rodriguez, creador estrella de Loewe o Calvin Klein.

La ya señora de Álvarez tiene nuestro aplauso porque ha conseguido salirse con la suya… menos es más.

En Embelezzia | Boda real en Inglaterra
En Decoesfera | Encaje de Camariñas

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio