Compartir
Publicidad

Cómo han luchado Nadia Murad y Denis Mukwege contra la violencia sexual para ganar el Premio Nobel de la Paz 2018

Cómo han luchado Nadia Murad y Denis Mukwege contra la violencia sexual para ganar el Premio Nobel de la Paz 2018
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La activista yazidí Nadia Murad y el médico congoleño Denis Mukwege han sido los elegidos para recibir el Premio Nobel de la Paz 2018 por su lucha contra la violencia sexual. Ella fue esclava sexual del Daesh y él es un ginecólogo que trata a mujeres violadas en la República Democrática del Congo. Ambos son activistas de los derechos humanos y hoy te contamos cómo han luchado contra la violencia sexual convirtiéndose así en los ganadores del Nobel de la Paz, un premio con más de 300 candidatos.

Nadia Murad, la joven que pone voz a miles de esclavas sexuales

Nadia Murad es una activista de los derechos humanos yazidí y embajadora de las Naciones Unidas. Pero no imaginaba haber terminado así. A esta joven iraquí le cambió la vida el 3 de agosto del 2014. Combatientes del Estado Islámico entraron en su pueblo natal (Kojo, en Singar, un pequeño pueblo al norte de Iraq) y acorralaron a la comunidad yazidí del pueblo a la que pertenecía su familia. Debían convertirse al islam o morir.

Tras el asesinato de 600 personas, que incluían a seis de los hermanos y hermanastros de Nadia, la tomaron como prisionera, convirtiéndola en una de las más de 6.700 mujeres yazidí que fueron esclavas sexuales del Daesh. Tres meses de tortura, golpes y violaciones en grupo que finalizaron cuando uno de sus captores se dejó la puerta abierta y pudo escapar.

Nadia Murad Premio Nobel De La Paz 2018

Y ahí comenzó su lucha contra la violencia sexual. Una familia vecina le ayudó a salir clandestinamente del área controlada por el Estado Islámico hasta un campamento de refugiados en Duhok y en 2015, tras meses viviendo en un contenedor, pudo viajar hasta Alemania con un programa de refugiados del Gobierno de Baden-Württemberg.

Nadia entendió que hablar de su horrible experiencia con un psicólogo no iba a ayudar a su pueblo. Por eso, de la mano de Yazda (organización creada por miembros de la diáspora yazidí en Estados Unidos), decidió contar su historia al mundo y ayudar a parar lo que no duda en llamar genocidio. Ha visitado el Parlamento Europeo, el senado francés y estadounidense, el Bundestag y muchos otros organismos gubernamentales contando una historia dolorosa una y otra vez para concienciar al mundo de sufrimiento que los yazidíes sufren en Iraq.

"Los yazidíes somos un pueblo muy similar al judío. He conocido a algunas mujeres víctimas del exterminio nazi, y su relato es el mismo que el mío. La Historia llega tarde una vez más a parar otro Holocausto", declaró Nadia Murad durante la Conferencia Internacional sobre Víctimas de la Violencia Étnica y Religiosa celebrada en 2017 en Madrid.

La joven lucha por hacerse oír en un mundo que parece que ya ha olvidado que aún existen 3.000 niñas y mujeres que siguen esclavizadas en la llamada yihad sexual, que usa la violencia sexual como un arma de guerra. En 2017 publicó Yo seré la última: Historia de mi cautiverio y mi lucha contra el Estado Islámico, un libro que narra su dolor y que escribió para concienciar al mundo del problema de la violencia sexual empleada como arma.

Yo Sere La Ultima Historia De Nadia Murad

Denis Mukwege, la gran esperanza de las víctimas de violencia sexual en el Congo

Denis Mukwege es un ginecólogo y activista congoleño de 63 años, que ha pasado gran parte de su vida ayudando a las víctimas de violencia sexual en la República Democrática del Congo. Trata a pacientes violadas, torturadas y mutiladas por soldados junto a su equipo, en una lucha constante contra el arma de guerra en que se han convertido este tipo de agresiones.

Su hospital es uno de los más avanzados del país en el tratamiento de víctimas de ataques en grupo ya que desde el inicio de la guerra civil congoleña, el centro ha tratado a decenas de miles de mujeres que han sufrido abusos sexuales.

Denis Mukwege Premio Nobel De La Paz 2018

Denis Mukwege no solo presta atención médica de urgencia, sino que proporciona a las víctimas ayuda psicológica y económica para que puedan rehacer su vida, y condena públicamente su propio gobierno y al de otros países no hacer lo suficiente para detener el uso de la violencia sexual contra las mujeres como estrategia y arma de guerra.

Ambos, tanto Nadia Murad como Denis Mukwege, habían sido galardonados con el premio Sajarov en 2016 y 2014 respectivamente, y el próximo 10 de diciembre recibirán de manos del comité noruego el Premio Nobel de la Paz por su continua lucha contra violencia sexual.

Fotos| GTres

Yo seré la última: Historia de mi cautiverio y mi lucha contra el Estado Islámico (OBRAS DIVERSAS)

Yo seré la última: Historia de mi cautiverio y mi lucha contra el Estado Islámico (OBRAS DIVERSAS)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio