Publicidad

No perder la motivación y conseguir tus objetivos en el gym: 3 clases clave para conseguirlo
Belleza

No perder la motivación y conseguir tus objetivos en el gym: 3 clases clave para conseguirlo

Publicidad

Publicidad

Cuando hablamos de entrenar y ponernos en forma, una de las cosas más importantes es la adherencia que generamos al ejercicio. Traducción: no entrenar solamente el mes que nos apuntamos al gimnasio, sino seguir haciéndolo de forma regular durante todo el año y convertirlo en un hábito. La adherencia también es la clave a la hora de que una dieta funcione y no se convierta en una conducta de "ayuno-atracón".

¿Y cómo podemos generar esa adherencia al ejercicio? Encontrando aquel deporte o aquella clase que nos motive a seguir haciendo deporte, que nos guste y en la que nos divertamos. Esto es más importante de lo que pensamos: el kickboxing, por ejemplo, puede ser muy efectivo pero si no nos gusta no hay nada que hacer y lo dejaremos al segundo día. ¿Y cómo encontramos esa clase o ese deporte que nos enganche y que convierta el ir al gimnasio en un gustazo y no en un castigo? Abriendo la mente y probando cosas nuevas, como estas clases que te proponemos aquí.

No te cierres puertas a la primera de cambio con un "eso no es para mí": en la mayoría de ocasiones no se trata de otra cosa que de prejuicios que evitan que salgamos de nuestra zona de confort. Sé de lo que hablo: pasé muchos años pensando "el Pilates no es para mí" sin ni siquiera probarlo. Hasta que lo probé, me enganché y me formé como instructora. ¡Simplemente por el hecho de darle una oportunidad un día! La misma historia me pasó con el spinning.

No dejéis pasar estas oportunidades de descubrir cosas nuevas solo porque penséis que "no son para vosotras": animaos a probar estas clases que pueden ayudaros a lograr vuestros objetivos deportivos.

Body Pump si no te gusta entrenar en sala

Clases-gym

Sé que me repito, pero entrenar con peso es un básico a la hora de perder peso y de tonificar. Y si hacemos una rutina enfocada a ganar fuerza, mejor que mejor. Pero también sé que a muchas os espanta el hecho de entrar en la zona de peso libre, bien por no saber por dónde empezar o por el motivo que sea. Si no os veis entrenando en la zona de pesas, probad la clase de Body Pump.

¿Es lo mismo que entrenar en peso libre? No exactamente: sí se trabaja con pesas y con barras y se hacen ejercicios básicos de los que ya hemos hablado como sentadillas, remos, etc. Pero la clase se centra en trabajar la resistencia muscular (se utilizan pesos bajos, las repeticiones son altas), mientras que en sala trabajaríamos más la fuerza (pesos más altos, menos repeticiones). En cualquier caso, es mejor que no hacer nada de trabajo de fuerza.

Spinning si no te gusta el cardio

Clases-gym

Hay dos tipos de personas: las que disfrutan con el cardio y pueden pasarse horas y horas corriendo en la cinta o sobre la elíptica, y las que no aguantan más de 15 minutos porque se aburren. Yo soy de las segundas, sobre todo si tengo que correr en la cinta: me agobio porque veo que no me muevo del sitio, qué se le va a hacer. Si lo tengo que hacer, lo hago, pero generalmente de mala gana.

Una buena clase para hacer entrenamiento cardiovascular de una forma divertida es la clase de spinning: musicote a todo trapo, sentimiento de grupo que te motiva a seguir adelante, ambiente divertido...

¿Es lo mismo el spinning que el cardio "normal"? Depende de lo que estés buscando, pero puede ser incluso mejor ya que en las clases de spinning se suele trabajar con intervalos de distintas intensidades que benefician más a nuestro corazón que trabajar durante mucho tiempo al mismo ritmo y también son más útiles a la hora de perder peso.

Pilates si quieres mejorar en cualquier clase

Clases-gym

O en cualquier tipo de entrenamiento, ya sea aeróbico, de fuerza, combinando ambos o incluso en tu vida diaria. El Pilates es básico para entender cómo se mueve nuestro cuerpo y cómo responde frente a las diferentes posturas que le hacemos adoptar.

¿Cómo te ayuda el Pilates en el resto de clases y en tu día a día? A través del trabajo con el método Pilates nos hacemos más conscientes de nuestro cuerpo, de cómo se mueve y de cómo se coloca en el espacio. Aprendemos a alinearnos correctamente para hacer el mayor rango de movimiento posible con el mínimo esfuerzo. Además, trabajamos de forma eficaz la zona media (abdomen, lumbares, transverso, etc.), responsable en buena medida de nuestra postura.

Tanto a la hora de trabajar con peso como en Body Pump, como a la hora de hacer cardio como en spinning, nuestra postura corporal es tremendamente importante para evitar posibles lesiones y para maximizar nuestro esfuerzo. Un centro fuerte como el que podemos conseguir con el método Pilates nos asegura una buena postura previa a cualquier levantamiento de peso o al pedaleo.

La clase de Body Pump, la de spinning y la de Pilates pueden ayudarte a no dejar de lado el gimnasio y a conseguir tus objetivos de una forma divertida y que te permita integrar el ejercicio físico en tu día a día como un premio, y no como un castigo.

Imágenes | iStock
En Trendencias Belleza | 11 ejercicios con el fitball para trabajar todo tu cuerpo

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir