Publicidad

¿Por qué nos molesta tanto el 'cuerpo perfecto' de Victoria's Secret?

¿Por qué nos molesta tanto el 'cuerpo perfecto' de Victoria's Secret?
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Empezar un post con una pregunta no siempre quiere decir que vas a revelar la respuesta. En este caso es más bien una cuestión que me hago a mi misma después de ver la que se ha montado con la última campaña de Victoria’s Secret que mostraba a sus modelos habituales en lencería bajo el lema The Perfect “Body”.

Imagino que poner “Body” entre comillas era un especie de intento de salvarse de la quema, podrían estarse refiriendo a una actitud ¡o incluso a un sujetador!, pero no coló y no tardaron en aparecer las quejas de todo tipo respecto al mensaje e incluso una petición en Change.org solicitando disculpas y la retirada del anuncio, que en el momento que escribo esto ya va por las 24.809 firmas y ya ha tenido como primera consecuencia que se haya modificado el texto.

Motivos para rechazar el mensaje

Considerar que la perfección pasa por la delgadez y la uniformidad es no tener en cuenta que la gran mayoría de las mujeres no responden a las medidas de sus modelos y pueden sentirse ofendidas o molestas.

Entre las respuestas a esta publicidad se encuentran frases como que el mensaje perjudica a la autoestima de las mujeres, es irresponsable, dañino (especialmente para las más jóvenes) y puede contribuir a fomentar trastornos de la alimentación.

La idea general podría quedar resumida perfectamente con la imagen de este tweet:

Perfectbodyno
¿Quién le ha dado a Victoria’s Secret el derecho a decidir lo que es un cuerpo perfecto?? ¡Dejemos de avergonzarnos de nuestro cuerpo!.

No podría estar más que de acuerdo con estas opiniones pero acostumbradas ya como estamos al bombardeo de imágenes de modelos altas, guapísimas y muy delgadas ¿Tanta importancia tiene una palabra? ¿Debería avergonzarme de mi cuerpo porque no entre en los cánones de lo que una marca de lencería considera perfecto o es mejor simplemente pasar del tema?

La normalidad es imperfecta

O lo que viene a ser lo mismo, nadie es perfecto, ni siquiera las modelos de Victoria’s Secret que para transmitir esa imagen de superioridad física tienen que dedicar muchos esfuerzos y sacrificios y aún así no se libran de los retoques de photoshop en ocasiones.

La publicidad está llena de ideales de perfección: el pelo perfecto, la piel perfecta, las pestañas perfectas, las uñas perfectas, los dientes perfectos… no hace falta que siga ¿no? ¿Por qué no causan la misma reacción?

También está la búsqueda de la imagen siempre joven y excelente, que no solo no despierta la mitad de críticas, sino que incita a la burla y el rechazo cuando se falla en el intento como hemos podido ver recientemente con el ejemplo de Renée Zellweger, que puede que incluso se quede sin poder interpretar a uno de sus personajes más míticos por no tener una “cara perfecta”.

Un anuncio no es un mandamiento

Cuerpoperfecto2

Las campañas de marketing suelen proponer quimeras imposibles de seguir, porque sin esa necesidad nunca satisfecha de parecernos en algo a los modelos que nos presentan ¿Para que vamos a consumir sus productos una y otra vez?

Teniendo esto en cuenta ¿Por qué nos las tomamos tan en serio? No soy perfecta, ni siquiera estoy cerca de serlo ¡¡¡¿Y qué?!!! Afortunadamente puede dedicar mi mente y la mayor parte de mi tiempo a muchas otras cosas más interesantes, aunque por supuesto tampoco soy inmune a todo lo que me rodea y a veces también me afecta.

Quizá deberíamos poder mirar tranquilamente a esas “mujeres perfectas” con el distanciamiento que se miran los cuadros o las cosas bellas, disfrutando ¿por qué no? de la imagen impecable que nos ofrecen, sin interpretarlo como una imposición de lo que debemos ser o una invitación a compararnos y sentirnos mal.

Al fin y al cabo lo que consumimos es lo que manda y sí la delgadez vende, ahí va a estar por los siglos de los siglos. Por suerte últimamente empiezan a vender también otros patrones, campañas como las de Dove o la de la firma de ropa interior Dear Kate así lo demuestran.

Puede que un día “la normalidad” acabe ganando la batalla de la publicidad, pero tengo la sensación de que en esta lucha las reivindicaciones tienen menos peso que las tarjetas de crédito.

En este caso finalmente han conseguido que en la web de Victoria's Secret ya aparezca cambiado el texto The Perfect "Body" por A Body for Every Body pero las modelos siguen siendo las mismas, la misma foto y las mismas medidas ¿No nos quedamos exactamente igual?

Imágen de Twitter | Metro.co.uk
En Trendencias Belleza | Los ángeles de Victoria's Secret no están así por casualidad

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir