Publicidad

Carta de una ex modelo que superó la anorexia al presidente de Francia

Carta de una ex modelo que superó la anorexia al presidente de Francia
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Siguiendo con el tema de la prohibición en Francia de contratar modelos extremadamente delgadas para los desfiles, me he encontrado con esta carta abierta dirigida a su presidente Francois Hollande, de parte de la ex modelo August McLaughlin, en la que además de cuestionar la efectividad de esta medida, plantea propuestas muy interesantes.

El escrito comienza agradeciendo al presidente francés el preocuparse por el bienestar de las mujeres (sin duda, eso siempre es un buen punto de partida), pero después expone varios puntos a tener en cuenta, desde su experiencia como profesional que ha trabajado en el sector y ha superado la anorexia, y que además lleva varios años ejerciendo como nutricionista y terapeuta.

El primero se refiere a utilizar un IMC (Indice de Masa Corporal) no saludable como baremo para decidir a quién es legal contratar y a quién no. Esta es una medida poco exacta que puede dejar fuera a mujeres de complexión delgada (con pocos kilos pero muy buena salud), mientras no impide incluír a otras que aunque superen por arriba el límite de IMC recomendado, sufren trastornos de la alimentación o utilizan métodos de riesgo para adelgazar.

Un examen de salud más exhaustivo, que incluya por ejemplo una analítica completa, contendría una información mucho más fiable, aunque aun así McLaughlin considera que no sería suficiente.

Estos son algunos de los pasos que menciona para ayudar más:

Augustmclaughlin2
  • Exigir que en los desfiles de moda y revistas tengan representación una amplia gama de tallas, formas y tamaños de cuerpo, así como de diferentes edades.

  • Incentivar a los diseñadores a crear ropa acorde a esta diversidad.

  • Requerir la presencia de médicos y otras medidas de salud/seguridad en desfiles de moda y sesiones de fotos.

  • No dejar a los agentes de modelos hacer comentarios duros sobre el peso de las mismas.

Para terminar habla de cómo abandonó la moda a pesar de haber podido seguir después de estar curada, precisamente por no estar conforme con la rigidez de los prototipos de belleza, y cuenta su trabajo como escritora y divulgadora, sus progresos personales y su labor como activista (sexualidad femenina, envejecimiento saludable etc.) de la que podéis encontrar más información en la web de su proyecto Girl Boner. Vale la pena seguirla.

¿Qué os parecen estas ideas? ¿Las tendrán en cuenta los políticos algún día?

Foto | Facebook de August McLaughlin | Twitter
En Trendencias Belleza | Una agencia de modelos que critica la anorexia: mira la última campaña de Stars Model

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios