Google Maps no pixela las caras de los perros por la protección de datos, aunque pueda parecer que sí

Google Maps no pixela las caras de los perros por la protección de datos, aunque pueda parecer que sí
Sin comentarios

Google Maps se toma muy en serio la privacidad de nuestras mascotas, es por eso que desde hace unos años sus rostros quedan difuminados como si se tratase de un ser humano. A sabiendas que la privacidad lo es todo, la herramienta Street View empezó hace años a difuminar sus caras como medida de protección, pero no como consecuencia de la ley de protección de datos.

Según The Mirror Google ha asegurado que "desde que creamos contenido de Street View a partir de grabaciones de video 360 enviadas por los usuarios, aplicamos nuestros algoritmos para desenfocar automáticamente las caras y las matrículas", de allí a que nuestras mascotas aparezcan con el rostro borrado. Lejos de tomarse en serio estas declaraciones, algunos usuarios de Reddit no dudaron en bromear sobre el tema comentando que daba igual que les taparan el rostro ya que "los perros se reconocen por sus culos".

Perro Cara Pixelada Google Maps 02

Aunque podamos pensar que lo de difuminar sus caras es una consecuencia de la aplicación del Reglamento General de Protección de Datos, la abogada especializada en privacidad y protección de datos, Elena Gil, asegura que "las normas de protección de datos solo son aplicables a personas vivas. No incluyen animales, personas fallecidas, empresas, etc...".

Un método que lleva poniéndose en práctica desde hace casi una década

Pese a que la noticia ha saltado a los medios esta última semana, lo cierto es que Google Maps lleva poniendo en práctica este método desde hace más de nueve años. Aunque en el RGPD no contemple que las leyes de privacidad se apliquen sobre los animales, expertos como Josep Cañabate -profesor de derecho de la Universidad Autónoma de Barcelona- aseguran que "los avances en tecnologías de la información suponen unos riesgos y amenazas para los derechos de los animales".

Perro Cara Pixelada Google Maps 01

Pero la cosa no queda ahí ya que hay un informe sobre la privacidad y los animales publicado por los investigadores del Instituto Milton Keynes, Patrizia Paci, Clara Mancini y Bashar Nuseibeh, que apuntan que, por ejemplo, en los collares de perros que incluyen con GPS pueden ser un peligro ya que algunos atacantes podrían averiguar la ruta seguida por estos animales para cometer algún tipo de robo.

En la nueva Ley de Protección Animal aprobada en 2022 se han introducido en nuestro país distintas consideraciones sobre los animales con garantías de nuevos derechos, aunque no incluyen novedades en materia de privacidad.

Foto principal | Foto de Valeria Boltneva en Pexels

Fotos | Google Maps

Temas
Inicio