Publicidad

Prebase Lisse Minute de Clarins a prueba

Prebase Lisse Minute de Clarins a prueba
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Antes de nada os tengo que aclarar que esta prebase responde a dos nombres: al original de Lisse Minute y al de Instant Smooth, que es el que encontraréis en el envase. La prebase o primer Lisse Minute de Clarins es una de las que más he usado y es bastante diferente a las demás, por eso he decidido haceros un post sobre ella.

La mayoría de los primers llevan silicona, y este no es una excepción, por lo que las chicas que seáis alérgicas a ellas o no os guste utilizarlas deberíais buscar otra opción. En mi caso las prefiero con dicho compuesto porque me funcionan bastante bien y no me producen alergia ni granitos.

Características del producto

A diferencia de otros, viene en un tarrito, lo que hace un poco difícil su aplicación. Trae una pequeña espátula que te ayuda a recoger el producto que necesites, pero aún así es incómodo. Sin embargo es lógico que tenga esta presentación, porque su textura es untuosa y sólida, no líquida como otras prebases, y es de color rosado.

Lleva vitamina E y principios activos vegetales típicos de Clarins, además de las siliconas que hacen casi todo el trabajo. Si aplicáis un poco en la mano veréis que se hace un poco raro su aspecto, pero al extenderlo sobre la piel se difumina sobre ella y se absorbe perfectamente. El botecito lleva 15 ml y cuesta unos 23 euros.

Mi experiencia

primer-clarins-abierto

Llevo bastante tiempo usando este producto, combinándolo a veces con otras prebases para distintas situaciones. Lo uso bajo el maquillaje o solo, porque te deja la piel sin brillos, con poros invisibles y muy satinada, así que puedes aplicar el colorete encima sin ningún problema.

El rostro queda bastante iluminado, probablemente fruto de los pigmentos de color que le dan su tono rosado. Funciona igual, en cuanto a efectividad y duración, solo o bajo el maquillaje. ¿Lo peor? Como he dicho anteriormente su aplicación se hace un poco dificultosa por la presentación que tiene.

Además a algunas os resultará extraña su textura, ya que no se parece a ningún otro producto, ni cremas ni maquillajes líquidos ni en polvo. El efecto de la silicona se nota bastante (una especie de "efecto goma" al aplicarlo); a mí no me molesta pero seguramente no todas las usuarias estarían contentas.

Yo lo recomendaría para chicas con piel grasa, poros abiertos y brillos, porque en ese aspecto funciona muy bien. También es ideal para las que tengáis poco tiempo porque permite ir sin maquillaje si no se tienen demasiadas imperfecciones que tapar. Para chicas con piel seca no me parece demasiado adecuado, ya que tiende a aposentarse en las líneas finas que tengáis.

En Arrebatadora | Primers o prebases , Shadow Insurance de Too Faced a prueba

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir