Síguenos

olivia-palermo.jpg

Pues tan fácilmente como siguiendo los pasos de Olivia Palermo: añadiéndole los complementos justos, necesarios y acertados. Un simple chaleco de strass, paillettes, o tiras metálicas, y unos buenos zapato a juego.
Si es que a veces escatimar en ornamentos, aparte de hacernos ahorrar dinero, nos hace acertar de pleno.

Si durante estos primeros días de rebajas de verano 2009 os habéis animado a compraros una prenda a la que estamos poco acostumbradas como es un mono (o completo), aprovecharla del todo y empezar a variar cuando salgáis de fiesta. Es la mejor manera de ir introduciéndola poco a poco en nuestro armario e ir haciéndonos a la idea, que por la noche casi todo vale y ya está bien de vaqueros.

051709_port_200x400.jpg

Eo sí, si Olivia es el paradigma de la sencillez chic, en esta ocasión Whitney Port es su contrapunto: evitad por favor los drapeados en monos de tela sedosa. Hacen un flaco favor a bustos no esqueléticos.

Y aunque busquéis un modelo algo más arreglado para, por qué no, ponéroslo en una boda o cualquier otro evento, no vayáis hacia lo ostentoso y brillante. Es mucho mejor tirar a lo todoterreno y una vez más, dejar que todo el peso del estilo lo lleven los accesorios.

Eso sí, los zapatos de Port me parecen todo un acierto.

rihanna-mono.JPG

Una opción perfectamente nocturna, aunque más recatada, es la que nos propone Rihanna: un diseño asimétrico, largo y de fabulosa caída firmado por Derek Lam.

Basta romper con un gran collar en dorado y unos stilettos en la línea de la diva de Barbados.

En Trendencias | Lo que se lleva esta primavera: los monos o petos

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios