Compartir
Publicidad

"No necesitas un hombre para ser feliz". A los 10 años Michelle Obama ya lo tenía claro

"No necesitas un hombre para ser feliz". A los 10 años Michelle Obama ya lo tenía claro
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Fue un famoso show de televisión en Estados Unidos, El show de Mary Tyler Moore, el que enseñó a una pequeña Michelle Obama que para sentirse realizada y ser feliz no necesitaba a ningún hombre sino invertir en su carrera profesional y su educación. Un rol inspirador de los setenta para la mujer que se ha convertido en toda una inspiración para una nueva generación.

Aquí no es muy conocido, pero durante los años setenta El show de Mary Tyler Moore batió récords de audiencia en Estados Unidos y su protagonista se convirtió en el mejor ejemplo de "la nueva mujer". Una mujer trabajadora, independiente, que se sentía a gusto siendo soltera y viviendo su propia vida. Un rol que inspiró a muchas niñas y entre ellas a una pequeña Michelle Obama.

Gallery 1444665946 Gettyimages 458912996 El papel de Mary Tyler Moore fue revolucionario en su época: interpretaba a una mujer soltera de treinta años que conseguía ser la productora de una emisora de radio. Todo un logro y una gran influencia para las niñas que la admiraban en el momento.

En una reciente entrevista en la revista Variety, Michelle cuenta cómo le marcó el personaje interpretado por Mary Tyler Moore: "ella era una de las pocas mujeres trabajadoras que salían por la tele en el momento".

1366 2000

De repente un nuevo mundo lleno de posibilidades se abrió ante niñas como Michelle, que descubrieron que podían ser algo más que esposas y madres o amas de casa. Podían ser abogadas, médicos, ingenieras... y que tener marido no era obligatorio, sino una opción más en su vida.

Quizá por eso cuando Michelle conoció a Barack Obama estaba un poco reticente, según ha comentado en varias ocasiones, por ejemplo en esta entrevista que dio a The Washington Post, pensando que ya había conocido a "hermanos" elegantes como él, que hablaban de una manera clara e impresionaban a la gente y que ella ya había viajado por aquella carretera varias veces. Que era mucho mejor concentrarse en su carrera y en su trabajo.

Y aunque al final el amor triunfó, el matrimonio fue una elección más y aquella niña de diez años con las ideas tan claras se convirtió en una de las mujeres más admiradas del mundo, un ejemplo a seguir y alguien que habla siempre claro, incluso utilizando iconos de la cultura popular como Mary Tyler Moore para recordarnos lo mucho que hemos conseguido y las mil oportunidades que se abren para las que ahora son niñas.


Foto de portada | GTresonline

En Trendencias | Te echaremos de menos, Michelle Obama. Ahí van 9 razones

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos