Compartir
Publicidad

¿Piernas congestionadas en verano? Aunque no lo creas, el calor puede llegar a ser tu aliado

¿Piernas congestionadas en verano? Aunque no lo creas, el calor puede llegar a ser tu aliado
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Ya sabemos que el verano no es la mejor estación para las piernas cansadas, congestionadas y con problemas de circulación, pero hay practicas tan saludables a la hora de combatir las altas temperaturas que cuando se llevan a cabo pueden mejorar notablemente la sensación de pesadez, fatiga, circulación e incluso su aspecto.

Las temperaturas elevadas, una mala alimentación, llevar tacones altos o cruzar las piernas son algunos de los factores que en verano acentúan la sensación de piernas cansadas y pesadas. La circulación se ralentiza, el flujo sanguíneo se estanca y a la larga pueden aparecer varices. Pero hay que ser positivas, para empezar, ya contamos con la ventaja de que hábitos adquiridos en el trabajo como estar mucho tiempo sentadas o de pie dejan de existir en vacaciones, liberándolas en cierta medida.

¿Queréis finalizar el verano con unas piernas descansadas, tonificadas y un poquito más cuidadas? Os doy algunas ideas, mecanismos por todas conocidos pero que, por pereza u olvido, no solemos poner en práctica.

Mimarlas: todo por ellas

  • Llevar calzado abierto, sandalias, alpargatas, chanclas,... favorece la circulación, descongestiona y es una gran medida frente al calor. Mejor aún si olvidáis los tacones.
  • Caminar, dar paseos con los pies desnudos por el campo, playa o piscina estimula, tonifica y resulta saludable y natural.
  • Dejar que las olas os regalen un masaje natural, activa la circulación. Un placer mientras tomáis el sol y os relajáis con el paisaje, y mejor que imponer tediosas sesiones de sol a "secano".
  • Caminar por la orilla del mar, con los pies sumergidos en el agua, estimula la circulación debido a la resistencia que el agua ofrece y al cambio de temperatura.
  • Duchas de agua fría, baños en la piscina y mar... ¡Agua fresca! ¿Leer sentadas en el borde de la piscina con las piernas en el agua? Es una tentación.
  • Tener las piernas en posición horizontal, mientras estáis tumbadas en la toalla o tumbona siempre es mejor que estar en silla o de pie y de manera estática largo rato.
  • No hay que olvidar resguardarlas con un factor de protección alto, puesto que de lo contrario, a la larga presentaran pequeños capilares, manchas o pecas.
  • Aun sin playa o piscina podéis cuidarlas masajeando con una crema o aceite refrescante, y mantenerlas en alto siempre que podáis. Estupendo refrescar con una toalla mojada en agua fría.
  • Legvass

    Ayudar con una línea específica

    Existen muchos tratamientos que ayudan a mejorar la circulación, sensación de cansancio y pesadez en las piernas, por eso es dificil elegir. Uno de los que que he probado, y me gusta mucho, es Legvass de MartiDerm, que ayuda a combatir la insuficiencia venosa de las piernas mejorando la microcirculación gracias a bioactivos vegetales como la vid roja, el castaño de indias y la centella asiática.

    Legvass Emulsión es la presentación que yo he utilzado y me proporciona hidratación y alivio inmediato, pero además la firma ofrece parches transdérmicos, reafirmantes para las piernas y cápsulas, un complemento alimenticio con efecto drenante y tonificante. Los precios recomendados son 19.50, 16.50 y 29.50 euros respectivamente, y se venden en farmacias y parafarmacias.

    Recordad que las piernas soportan el peso del cuerpo y son frágiles por lo que debemos cuidarlas. Todos estos consejos más el baño de color que proporciona el bronceado, hará que las vuestras luzcan de impacto este verano y otoño.

    Más información | MartiDerm

    En Trendencias Belleza | S.O.S. En verano, cuello y escote necesitan tus cuidados más que nunca

    Temas
    Publicidad
    Comentarios cerrados
    Publicidad
    Publicidad
    Inicio