.
Trendencias
Contenidos contratados por la marca que se menciona

+info

Seleccionar página

En la vida hay, hiperbólicamente hablando, dos tipos de personas: las que van al gimnasio a sufrir y las que van a pasárselo bien. Nosotras estamos en el equipo de las segundas. Porque ya tenemos suficientes dramas en la vida —reponernos de las expulsiones de Operación Triunfo, por ejemplo— como para padecer encima de una bicicleta estática.

Si eres más de las de “voy a spinning como excusa para quedar con mis amigas y tomarnos unas cañas al salir” que de las de “hasta que no quemo mis 700 calorías no estoy tranquila”, este es tu año.

Porque el cambio a 2018 se nos presenta como la excusa perfecta para probar cosas nuevas, incluidas esas clases de nombres raros que siempre ves en los horarios del gym y a las que nunca te atreves a entrar. Y, también, como el pretexto ideal para renovar la ropa de deporte (ya va tocando… y lo sabes) y cambiarla por la nueva colección sport de Desigual.

¿Hemos leído “perder el miedo a hacer el ridículo” en tu lista de propósitos del 2018? Choca esos cinco: nosotras, para todo lo que queda de año (y de vida) también pensamos pasar del “ay, qué vergüenza” al “hemos venido a disfrutar”. O, como dicen en la película ‘La llamada’, “lo hacemos y ya vemos” es nuestro nuevo mantra favorito.

Sí, mantra, porque esta temporada vamos a ponernos en modo yogui y a reconectar con nuestro yo más puro. “Pero, ¿qué predicadora hippie te ha abducido a ti?”, pensarás cuando tu amiga —esa que siempre te dice que salgáis de compras— te proponga que os apuntéis juntas a yoga “para abrir los 7 chakras”.

No la trates de loca. Y piensa que, en realidad, siempre has querido practicar con ella esos saludos al sol que ves hacer a tus instagrammers favoritas.

Bienestar y diversión

Te quedaste tocada con lo de “los 7 chakras”, ¿verdad? Si esto te suena a que tu espalda va a crujir y mucho, destierra esa idea de tu cabeza. Abrir los chakras es algo así como ir desbloqueando niveles. Sí: como si el yoga fuera un videojuego y tuvieras que ir pasándote pantallas para llegar al final… que en este caso es la paz mental y física. Mucho mejor que un “Sugar Crush” del Candy Crush, ¿no?

En el estadio Muladhara, el primer chakra, estarás más segura de ti misma. En Svadhisthana, entre otras cosas, te sentirás de lo más sexy. En Manipura serás consciente de todo el poder que tienen tu cuerpo y tu mente para hacerte feliz. En Anahata lograrás el equilibrio emocional y entenderás por fin qué narices es eso del karma.

Al abrir el quinto chakra, Visuddha, te concentrarás en ti y desconectarás de todo lo que te perturba. Incluidas las eternas reuniones con tu jefe. Con Ajna dormirás como un bebé y serás más flexible de lo que nunca imaginaste. Y al llegar a Sahasrara, el séptimo estadio yogui, serás una superwoman con todos los chakras bien activados.

Y todo eso lo podrás hacer con estilo y con un look de lo más trendy: por ejemplo, con estas mallas de Desigual de reflejos ultravioletas. Exacto: el color del año según Pantone —y que sabemos es tu última obsesión— también te puede acompañar en tus momentos de relax semanales. Igual que esta playlist, perfecta para continuar cuando llegues a casa con ese mood zen en el que estarás tras la meditación.

Con mucho ritmo

Si todo esto no es una novedad para ti y ya hace años que vives con los chakras alineados, quizá sea el momento de apostar por otras disciplinas como el ballet fit. Es un deporte que combina ejercicios de ballet con estiramientos de pilates y posturas de yoga y que ya ha encandilado a celebs como Miranda Kerr o Taylor Swift.

La cantante de ‘Shake it off’ es una de nuestras musas en lo que a ir divina se refiere: entra y sale del gym mejor de lo que muchas vamos a la oficina. Este año, imitarla será más fácil con prendas como este topestos leggins o estas zapatillas.

Seguro que alguna vez, en una noche de fiesta, tus amigas y tú os habéis mirado mientras bailabais y habéis dicho: “tenemos que apuntarnos a unas clases de zumba”. Ese mix de salsa, merengue, cumbia y fitness nos ha puesto a muchas en forma y nunca es tarde para engancharse. Y mucho menos si cuando la profesora le da al play tú llevas unos leggings como estos. No habrá movimiento de samba que se te resista.

A por nuevos retos

Ahora bien: si lo que caracteriza a vuestro grupo es que siempre estáis buscando el “más difícil todavía”, tenemos el reto para este año. Se llama acrogym. La gimnasia acrobática similar a la de las cheerleaders es una tendencia al alza que se puede convertir en vuestra rutina favorita con risas aseguradas. Y, claro está, en la excusa ideal para vestiros conjuntadas. ¿Qué tal estos leggins y estas zapatillas como uniforme de vuestro equipo? ¿Y esta mochila como team bag?

Pasarlo bien haciendo deporte, desahogarnos y aumentar nuestra fuerza para que nos cueste menos cargar con las bolsas cuando vayamos de shopping. Eso es lo que nos ofrece el boxeo, una disciplina a la que, reconozcámoslo, miramos con otros ojos desde que vimos ‘Million dollar baby’.

Unas mallas asíesta camiseta y estas coloridas zapas serán tus mejores compañeras en el ring. Porque nadie dijo que aprender a dar unos buenos puñetazos y vestir con estilo girly estuviera reñido.

Imágenes | Desigual

Advertisement