Sigue a Trendencias

lmzp.jpg

Con este post estoy que me salgo porque se juntan dos de mis personajes peferidos: una, porque es de lo más suculento a nivel estilístico, y es Leighton Meester, y el otro, Zac Posen, porque gracias a él y personas como él (léase diseñadores con talento y una magnífica agenda de contactos) las celebrities puden presumir de ser lo que son: celebrities.

Leighton no es mujer de un solo hombre, y me explico, a Leighton lo mismo le da Hervé Léger, que Karl Lagerfeld para Chanel, que Jil Sander, que Marc Jacobs, que el gran Christian Dior; siempre suele estar espectacular, sea cuál sea el modisto que le toque,

esta vez le ha tocado a mi estimado Zac Posen vestir su curvas, y con un vestido de su colección pre-fall 2008 que a priori, no es fácil de llevar, ya que tiene una estructura muy armada por la parte de las mangas y el busto, y es estrechísimo de caderas, la chica más caprichosa del alto Manhattan hace un fantástico papel. Un diez para Meester.

Foto | thefashionspot

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

9 comentarios