Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

11 sensaciones ¡wow! para descubrir el placer de la vida cotidiana

11 sensaciones ¡wow! para descubrir el placer de la vida cotidiana
Guardar
3 Comentarios
Publicidad

Nuestro mayor anhelo es vivir una vida plena y feliz, en paz con nosotros mismos y con las personas que nos rodean. Aunque muchas veces olvidamos, a causa de las prisas y el estilo de vida que impera actualmente, pararnos a disfrutar de las pequeñas cosas, aquellas que nos aportan bienestar y que hacen más placentero nuestro día a día.

Desde Cuidado NIVEA queremos ayudarte a volver a sentir la belleza de los pequeños gestos diarios para que aquellos momentos cotidianos, que llegan a ser casi mecánicos, vuelvan a ser instantes vividos más intensamente. ¿Preparada?

Mindfulness: cómo integrarlo en tu rutina diaria

Nuestro ritmo de vida suele impedir que nos dediquemos a mirar más despacio a nuestro alrededor, a degustar tranquilamente esos pequeños actos habituales que, si les dedicásemos más atención, podrían aportar a nuestra jornada mucho bienestar y alegría.

Efectowow5

Desde que nos despertamos debemos escucharnos y preguntarnos qué podemos hacer para sentirnos mejor cada día, ser plenamente conscientes de nuestro cuerpo, de sus necesidades, de las texturas, los aromas, los sabores, los sonidos... La conciencia plena o Mindfulness está ligada a una claridad de mente y a una sensación de confort y tranquilidad que aporta estabilidad emocional y agilidad intelectual.

A lo largo de la jornada, si prestamos la suficiente atención a aquellos momentos que a priori no damos importancia por resultar de lo más corrientes, sin juzgar, viviendo el presente, conseguiremos una importante reducción del estrés, una energía vital positiva y una recuperación de nuestro equilibrio interno.

Por la mañana

Efectowow4
  • Suena el despertador, desperézate, toma consciencia de todo tu cuerpo, brazos, piernas, manos, cuello... Estírate suavemente desde la cama, bosteza, te vas llenando de energía, abre los ojos y piensa que tienes por delante una jornada entera para disfrutar, ¡a comerse el día!
  • Ese café cremoso o tu té aromático favorito te esperan para desayunar, cierra los ojos, aspira su aroma, paladea su sabor, juega con su textura en la boca, nunca un café o un té te han sabido mejor, no existe nada más, solo esa deliciosa taza humeante y tú.
  • Sonríe al despertar y ese gesto te seguirá a lo largo del día. Una sonrisa tiene un poder inigualable, además de hacernos sentir mejor con nosotros mismos transmite una energía vital contagiosa que vuelve a nosotros amplificada y nos hace vernos, y que nos vean, ¡más guapas!

En cualquier momento del día

  • Practica ejercicios de respiración. Aunque respiramos de forma constante somos plenamente conscientes del proceso en pocas ocasiones, no hay nada más relajante que no pensar en nada más que en la cadencia del ritmo de inhalación y exhalación, después notarás tu piel más oxigenada y las ideas más claras. Un ejercicio muy sencillo, que puedes hacer en cualquier parte, consiste en aspirar por la nariz mientras cuentas despacio hasta 6, después aguanta la respiración durante 8 segundos, y expulsa el aire lentamente mientras cuentas hasta 8.
Efectowow2
  • Busca un momento a lo largo de la jornada para salir al aire libre, siéntate en un parque, da un paseo... Apaga el móvil, observa atentamente todas las sensaciones que tienes, escucha los sonidos, percibe la temperatura del ambiente, el tacto de un árbol, la brisa o el viento.
  • Durante la jornada busca unos minutos para cerrar los ojos, descansa la mirada, analiza cómo te sientes en ese momento, relaja tus músculos y serena tu respiración. Concédete ese momento diario para escucharte y quererte, al abrir los ojos tendrás la sensación de que has dormido una larga siesta.
  • Mira a los demás a los ojos, céntrate en su conversación, vuelve a escuchar para entender y no para responder. Toda persona que encontramos en el camino es única y podemos aprender de ella.

Al llegar a casa

  • Toma un baño de espuma o una ducha, pero hazlo como si fuera la primera vez. Siente como el agua recorre tu piel, su temperatura, el sonido que hace al caer, el olor del jabón... La sensación de bienestar de un spa puede visitarte cada día en casa.
Escucharmusica
  • Escucha música que te haga feliz, presta atención a los acordes, a las voces, a la instrumentalización, deja que fluya hacia ti y saborea toda su belleza. La música es un regalo que alegra los corazones, y la ciencia lo confirma.
  • Come sano y escucha a tu cuerpo. El Minful eating consiste en comer sin distracciones, cuando realmente tengas hambre, platos de los que de verdad disfrutes, sanos y equilibrados, y distinguir las señales que nos manda nuestro organismo cuando está saciado. Un hábito healthy que, además de conseguir que llevemos una alimentación más saludable, nos vuelve a conectar con el placer de comer y nos ayuda a conseguir un peso ideal y estable.
  • Haz de de tu rutina de cuidados diarios un ritual sensorial placentero donde las texturas y los aromas jueguen un papel importantísimo en actos tan comunes como hidratar la piel. Coge tu crema NIVEA Care, extiéndela despacio, siente su tacto suave, su delicada fragancia, la intensa hidratación que aporta, la ligereza sin rastro graso que deja en tu cuerpo, la suavidad... Recréate en ese cuidado como una ceremonia íntima, porque es tu momento, tu oasis de paz.

Cada día es un regalo único. Así que disfruta de cada instante, respétate siempre y cuídate mucho. Además ser feliz es el mejor antiaging que existe.

En Cuidado NIVEA



Fotos | iStock.com/Vladimir Arndt | Ebba R | iStock.com/burakfatsa | iStock.com/lolostock | Paris Sue

Publicidad

También te puede gustar

Comentarios cerrados

Ver más artículos